Seguinos en nuestras redes

Salud

Consejos para el cuidado de los chicos en la pileta

Algunas consideraciones para disfrutar sin riesgos

La prevención en cuanto a la pileta y los chicos incluye tanto el cómo los preparamos con accesorios para flotar en el agua como también al equipamiento del lugar para minimizar riesgos.

Si bien están los bracitos o los flotadores inflables, la realidad  es que la protección más segura es el chaleco salvavidas de espuma de poliuretano que le permita flotar en forma vertical con la cabeza por fuera del agua en cualquier situación, aún estando inconsciente.

En cuanto a la pileta se recomienda que tenga un cerco perimetral de 1,30 mts de alto como mínimo que posea una puerta con al menos una traba (puede ser un pasador con traba resorte) para evitar el ingreso de niños sin supervisión. En cuanto al piso y borde que la rodean, debe ser atérmico y antideslizante para evitar golpes y quemaduras inesperadas. Para uso nocturno, la luz de la pileta como del área que la rodea, debe permitir visibilizar los límites de la misma.

Durante los primeros años, debemos bañarnos con ellos y sujetarlos para que no se hundan. Con el correr del tiempo irán ganando autonomía y necesitarán un poco de libertad, pero sin perderlos de vista, por lo que es indispensable asignar un adulto para el cuidado de cada uno.

Publicidad

Otros consejos:

– No dejar juguetes u otros objetos atractivos en la zona de la pileta, pues llaman la atención de los más pequeños y puede a incentivarlos a meterse.

– La temperatura adecuada para niños es entre 28º y 30º, ya que mantendrán su temperatura corporal sin generar cambios bruscos.

– Deben tener la cabeza protegida con una gorra para evitar insolaciones, incluso cuando no les da el sol. También cuidar su piel a través de protectores solares mayores a 30 SPF.

Publicidad

– Tener cuidado con los bordes, escaleras y toboganes, ya que si están húmedos pueden ser muy resbaladizos.

– Respetar la digestión y no ingresar inmediatamente después de comer.

– Evitar tirarse de clavado.

– Jugar en la parte en la que hacen pie.

Publicidad

Fuente: Ipsst / Moldear

Salud

Beneficios de la manteca de karité en la cosmética

Las propiedades de este ingrediente en productos cosméticos, de higiene y cuidado personal

La manteca de Karité es una grasa natural de origen vegetal que se emplea como alimento e ingrediente de cocina, pero también está de moda como ingrediente estrella en muchos productos cosméticos, de higiene y cuidado personal.

A continuación, sus principales propiedades y beneficios:

Es un componente humectante e hidratante

Destaca por sus propiedades hidratantes, por lo que es un ingrediente natural ampliamente usado en la preparación de cremas corporales, lociones faciales y productos para el pelo. En la piel, ayuda a mejorar la formación de colágeno y a aumentar su elasticidad.

Publicidad

Contiene gran cantidad y variedad de vitaminas, ácidos grasos y otros compuestos antioxidantes

Aporta una buena cantidad de vitaminas A, E, D y F. También ácidos grasos beneficiosos para el organismo, como el ácido omega 9, el ácido omega 6, el ácido linolénico o el ácido palmítico, por lo cual los productos están cargados de compuestos antioxidantes. Ayuda a la nutrición del cabello, piel y uñas, contribuyendo a la regeneración de las células de estas partes del cuerpo y a frenar la oxidación celular y el envejecimiento que provocan los radicales libres.

Ayuda a calmar las quemaduras provocadas por el sol y promueve la capacidad cicatrizante

Su gran carga de vitaminas y sus altas capacidades hidratantes calman el efecto de las quemaduras solares. Su aplicación sobre la zona quemada puede ayudar a nutrir, rehidratar y rebajar la inflamación. Estas cualidades también la convierten en un bálsamo cicatrizante ya que ayuda a regenerar la piel.

Publicidad

Fuente: Selecciones

Continuar leyendo

Salud

Por qué no debemos comer de pie o apurados

Los efectos negativos en el organismo de estos hábitos

El ritmo acelerado y el estrés va en contra de lo que necesita el sistema digestivo para tener buena salud y poder digerir y asimilar correctamente los alimentos.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que tenemos que comer sentados y relajados, con suficiente tiempo para comer y con atención plena a lo que estamos ingiriendo.

La digestión la controla el sistema nervioso parasimpático cuando estamos comiendo relajados, pero cuando estamos estresados, de pie o haciendo otras cosas, el cuerpo activa el sistema nervioso simpático, que se prepara para luchar o huir y bloquea el proceso digestivo.

Podemos decir que comer en “modo parasimpático” favorece la digestión porque estimula la salivación, prepara las glándulas digestivas para que secreten los jugos digestivos y regula los movimientos de los órganos y vísceras implicados en el proceso digestivo.

Publicidad

Se recomienda sentarse con la espalda a 90 grados para no oprimir los órganos relacionados con sistema digestivo y el respiratorio. Además, una buena masticación es imprescindible para digerir bien, . Si comemos haciendo cualquier otra cosa y con prisa, solemos tragar la comida sin prácticamente masticar.

Por otro lado, si comemos de pie o apurados, bloquearemos la digestión porque activaremos el sistema nervioso simpático. Esto puede comportar que después tengamos ciertas molestias digestivas, como por ejemplo:

– Digestiones pesadas: si no masticamos, los alimentos llegarán sin triturar al estómago. Se tendrán que quedar allí mucho tiempo y tendremos que invertir mucha energía en ellos y, por ende, nos podemos sentir más cansados.

– Gases, eructos y dolor abdominal: si comemos demasiado deprisa, también tragamos aire.

Publicidad

– Alteración de la motilidad intestinal: ya sea estreñimiento, diarrea o alternancia, dependiendo de la persona. Puede llegar a desembocar en un síndrome de colon irritable.

– Acidez: los nervios hacen que se segregue un exceso de jugos gástricos, que se puede complicar con patologías como la gastritis o úlcera.

Fuente: Soy como como

Publicidad
Continuar leyendo

Salud

Siete frutas y verduras ideales para comer con cáscara

Los beneficios de consumir esta parte del alimento

Algunas frutas y las verduras pueden consumirse con cáscara, ya que esta parte contiene propiedades nutritivas y con un alto contenido de fibra que favorecen las funciones del organismo, siempre que se higienicen antes de comerlas.

Manzanas

Son una fruta rica en quercetina y pectina que aportan muchos beneficios. La primera es un flavonoide, un químico vegetal que tiene efectos antioxidantes y antiinflamatorios. En cuanto a la segunda, es un tipo de fibra saludable que ayuda a prevenir el estreñimiento y tiene un efecto reductor del colesterol malo.

Zanahorias

Publicidad

Son una buena fuente de vitamina A y tienen poliacetilenos, unos compuestos con efecto antiinflamatorio que se concentran debajo de la piel, que es una fuente de fibra. Por lo que se aconseja lavarla muy bien para luego consumirla y aprovechar sus nutrientes.

Batatas

Son ricas en vitamina A, betacarotenos y fibra. Aportan nutrientes esenciales como las vitaminas B6, C y potasio. Se recomienda lavar y cocinar la piel ayuda a minimizar la lixiviación de nutrientes, incluidos el betacaroteno y la vitamina C.

Calabacín

Publicidad

Tiene un alto contenido de fibra y es rico en antioxidantes como la luteína y la zeaxantia. Específicamente, la piel es comestible y se aconseja consumir para aumentar la ingesta de fibra y antioxidantes naturales.

Pepino

Tiene un alto contenido de agua y aporta al organismo nutrientes como la vitamina K, C y potasio. Casi toda su fibra proviene de la cáscara, por lo que se aconseja consumirla para aumentar la fibra y la vitamina A al cuerpo.

Kiwi

Publicidad

Su piel tiene vitamina C y entre un 30% y 50% más de fibra beneficiosa para el intestino. Se debe lavar muy bien y dejar el agua correr sobre la misma para reducir su textura peluda.

Fuente: Semana

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR