Seguinos en nuestras redes

Deportes

¡ARGENTINA ES CAMPEONA DEL MUNDO!

La Selección Argentina se impuso por 4-2 en los penales ante Francia y obtuvo la tan ansiada tercera estrella.

Argentina

En un partido que pasó de la tranquilidad  al infarto en dos minutos, el equipo de Lionel Scaloni levantó la Copa del Mundo. Una vez más el Dibu se hizo gigante en los penales y terminó de convertirse en una verdadera leyenda argentina.

No hace falta describir demasiado lo que fue el primer tiempo de Argentina. Sin dudas, un equipo que avasalló desde el minuto 1 al que era el último campeón del Mundo. Cuando transcurrían los primeros 20 minutos, Ángel Di María encaró una vez más con mucha decisión, dejó en el camino a Dembelé y cuando estaba muy cerca de Lloris, el jugador del Barcelona no tuvo otra opción que bajarlo en el área. De esta manera, una vez más la ejecución estuvo a cargo del capitán, Lionel Messi y no falló. Al igual que contra Países Bajos en la definición por penales, el astro rosarino engaño al arquero y con un suave remate al palo contrario abrió el marcador ante Francia.

El segundo gol tampoco se hizo esperar, luego de una gran jugada colectiva con una precisión absoluta y pura velocidad, Di María recibió una gran asistencia de Macallister para poner un muy merecido 2-0 parcial. Hasta los 80 minutos, el dominio de los dirigidos de Scaloni fue absoluto y nada parecía poder cambiar la alegría argentina. No obstante, en tan solo dos minutos Mbappé se encargó de que todos tengamos flashbacks del partido contra Países Bajos.

Aún así, la fe de cada uno de los argentinos y más que nada de los propios jugadores era irrevocable. De esta manera, faltando poco para que termine el alargue, Lautaro apareció una vez más cara a cara frente a Lloris que le tapó el remate y en el rebote Messi concretó el 3-2 parcial. El final de la película perfecta ya parecía haberse visto en ese momento, pero aún faltaba mucho más.

Tras un córner, un fuerte remate por parte de los galos rozó la mano de Montiel y el villano de esta historia no decepcionó. Con otro fuerte remate, Mbappé logró su hattrick y le dio vida a Francia. Por si algunos todavía no se habían sentido cerca del infarto, sobre el final, Kolo Muani tuvo el gol de su vida, pero terminó siendo una hazaña de Dibu Martínez que tapó con todo su cuerpo.

El mismo héroe del alargue, también lo fue en los penales y con el gol de Montiel, el sufrimiento terminó y la alegría comenzó. Somos campeones del Mundo, disfrutemos.

TE PUEDE INTERESAR