Seguinos en nuestras redes

Libros

De qué trata “Los versos satánicos”, el libro por el que Salman Rushdie fue atacado

El escritor Salman Rushdie se encuentra recuperándose tras haber sido atacado este viernes en una conferencia que iba a dar en Nueva York. El autor de origen indio fue apuñalado en el cuello por Hadi Matar, un joven iraní de 24 años que simpatiza con la Guardia Revolucionaria Islámica.

Salman Rushdie publicó “Los versos satánicos” en 1988, un libro que fue calificado como una blasfemia por sectores de la comunidad musulmana. El líder de la revolución iraní, el ayatolá Ruhollah Jomeini, había ordenado una condena de muerte para el escritor y se llegaron a ofrecer hasta 3 millones de dólares para quien lo mate.

La novela “Los versos satánicos” fue considerada por algunos musulmanes como una falta de respeto al profeta Mahoma. Es por ello que Salman Rushdie se vio obligado a vivir escondido. Con este libro, Rushdie realiza una interposición del Corán, expuesta en la biografía del profeta Mahoma.

El libro de la polémica narra una historia que, en ciertos pasajes, aluden a una religión que se asemeja al Islam. La trama principal que guía el relato es la de Gibreel Farishta y Saladin Chamcha, dos actores indios que viajan desde Bombay a Londres en un avión que es secuestrado y derribado por un ataque terrorista.

Publicidad

Ambos sobreviven milagrosamente en las costas inglesas pero les empiezan a suceder cosas extrañas. Farishta con una aureola angelical y Chamcha con unas nacientes protuberancias en la frente, se transforman respectivamente en el arcángel Gabriel (el mensajero de Dios) y Shaitan (nombre árabe para denominar a Satanás).

Entrevistas Nexofin

Entrevista a Daniel Santa Cruz: su paso por el fútbol, recuerdo sobre Malvinas y un análisis político

En diálogo con Nexofin, el periodista cuenta sobre su trabajo acerca del histórico conflicto armado entre la Argentina y el Reino Unido, detalla su objetivo como conductor en el Canal de la Ciudad y opina sobre los principales desafíos que tiene el Gobierno de Alberto Fernández por delante

Previo a insertarse en los medios de comunicación y durante su juventud, Daniel Santa Cruz tenía un sueño de vida: ser jugador de fútbol. Fue así como llegó a jugar en la 5ta División del Club Atlético Nueva Chicago, pero el destino quiso que su pluma no estuviera en el pie, sino en su mano.

“Siempre digo en broma que si soy malo en lo mío podría decir que es culpa del fútbol profesional que no me quiso y me depositó aquí”, explica Daniel a NEXOFIN, en el ciclo “Charlas de WhatsApp“.

Actualmente escribe columnas de opinión en el diario La Nación y hace radio en La Once Diez. Fue premiado en el año 2018 por la Asociación Argentina de Televisión por Cable (ATVC) por la realización del documental “Malvinas, héroes con nombres”, emitido por el canal LN+.

“Fue una gran experiencia, pude viajar a Londres, Ginebra y a Malvinas varias veces para realizar ese documental que fue el primero y el único que hice”, recuerda Santa Cruz sobre una de las mayores satisfacciones en su carrera.

Publicidad

Desde octubre de 2021 se incorporó al Canal de la Ciudad como conductor el programa Hoy Nos Toca (lunes a viernes de 21 a 22) donde abordan lo que ocurre en el plano político y económico, tanto a nivel local como internacional.

Al detallar sobre su rol en el medio ubicado en la zona del Abasto, el comunicador explica: “Lo que me interesa es que me vean como un periodista creíble que informa y opina según sus convicciones y no opera para nadie”.

En diálogo con Nexofin, el periodista cuenta sobre su trabajo acerca del histórico conflicto armado entre la Argentina y el Reino Unido, detalla su objetivo como conductor en el Canal de la Ciudad y opina sobre los principales desafíos que tiene el gobierno de Alberto Fernández por delante.

Nexofin (N): Antes de estar en los medios jugaste en la 5ta división de Nueva Chicago, ¿cómo fue esa historia?

Publicidad

Daniel Santa Cruz (DSC): Era mi sueño, ser jugador de fútbol, pero me dio hasta esa división nomás. Me desilusioné mucho, pero encontré en el periodismo otra vocación.

Siempre digo en broma que si soy malo en lo mío podría decir que es culpa del fútbol profesional que no me quiso y me depositó aquí.

N: ¿Cuáles fueron tus primeros trabajos por fuera del periodismo?

De todo, trabajé en una fábrica de galletitas, de cadete, de cajero en un minimercado, de cartero, me recibí tarde, así que hice varios trabajos alternativos.

Publicidad

N: ¿Qué satisfacciones te ha dado esta profesión?

Todas, tener mi propio programa de radio o de TV, escribir opinión en La Nación o hacer entrevistas inolvidables como a Raúl Alfonsin o a Roger Waters.

Pero la mayor satisfacción fue cubrir la identificación de los cuerpos de los soldados caídos en Malvinas para La Nación y LN+, donde además pude hacer un documental que ganó un premio en 2018.

N: En octubre del 2021 te incorporaste al Canal de la Ciudad en el programa Hoy Nos Toca, ¿cuál es tu mayor desafío a la hora de salir al aire?

Publicidad

Hacer periodismo, informar y entretener. Y ser creíble, me parece que al público puede gustarle o no mi estilo, pero lo que me interesa es que me vean como un periodista creíble que informa y opina según sus convicciones y no opera para nadie.

Ese es el mayor valor que uno puede tener en esto.

N: También redactas columnas en La Nación y haces radio, ¿cómo te organizas con la rutina?

Es difícil, me tomo las mañanas para escribir y para producir con mi equipo los programas de radio y televisión, se hace el día largo porque arranco temprano y termino cerca de les 23 en el canal. Pero es mi pasión y me encanta.

Publicidad

N: Publicaste en el año 2012 la novela Kelperland, ¿cómo te llevás con ese proceso de escritura?

Tengo varios proyectos en ese sentido, escribir me encanta y me entretiene, no lo sufro, lo disfruto mucho.

N: Y con tu agenda actual, ¿encontrás tiempo para trabajar en otro libro?

Justo esta semana se publica “Malvinas. Identidad de Héroes” mi segundo libro, allí hablo y cuento la trama secreta sobre el proceso de identificación de los cuerpos de los soldados argentinos sepultados en Darwin. Un trabajo muy interesante.

Publicidad

Te puede interesar:

Publicidad

N: En 2019 estrenaste el documental “Malvinas, héroes con nombres”, ¿qué recuerdos tenés de aquel tiempo?

Fue una gran experiencia, pude viajar a Londres, Ginebra y a Malvinas varias veces para realizar ese documental que fue el primero y el único que hice.

Ganamos el premio a mejor documental de la ATVC. Gran experiencia, aprendí mucho.

Publicidad

Desde el 30/3 se puede encontrar en todas las librerías “Malvinas: Identidad de héroes”. El último libro de Daniel Santa Cruz cuenta la trama secreta sobre cómo se organizó la reparación histórica humanitaria para identificar los cuerpos de los soldados sepultados en Darwin desde el fin de la guerra

N: Hablemos de la actualidad política, ¿qué poder ostenta hoy Alberto Fernández?

Publicidad

El que le dieron cuando lo ungieron candidato, uno muy limitado que provocó que su gestión de gobierno sea pésima.

Un poco por su incapacidad pero en gran parte por la falta de poder real.

N: Además del acuerdo con el FMI, ¿cuáles son los principales desafíos que tiene el Gobierno por delante?

Varios, pero el más importante es comenzar a solucionar la tragedia educativa que ellos mismos provocaron cerrando las escuelas tanto tiempo.

Publicidad

Tienen que empezar ya a generar políticas para recuperar matrícula y calidad educativa. Aún no los veo muy activos con eso.

Daniel Santa Cruz conduce el programa Cara y Cruz en La Once Diez (lunes a viernes de 18 a 20)

Publicidad

N: Vamos con un pequeño ping pong, ¿virtudes y defectos?

Virtudes pocas, defectos muchos. Así me veo, pero como periodista me gusta que esa evaluación la hagan quienes me leen o me siguen en radio y TV.

N: Si estuvieras cara a cara con el Presidente, ¿qué le preguntarías?

Por qué aceptó ser un presidente sin poder.

Publicidad

N: ¿Radio o televisión?

Radio.

N: ¿Actividad o hobby cuando no trabajas?

Fútbol, lectura, escribir.

Publicidad

N: ¿Libro o película que recomiendes?

Libros todos los de Martin Amis (Cova el temible; Campos de Londres) y los de Roberto Bolaños (Putas asesinas y Los detectives salvajes) son mis preferidos. Películas me gustan mucho las de Alex de la Iglesia, Woody Allen y Quentin Tarantino, de este último todas.

N: Para cerrar en un concepto, ¿Daniel Santa Cruz es…?

Un jugador de fútbol frustrado que se dedicó al periodismo y que encontró de grande una mujer que le dio su lugar en el mundo.

Publicidad
Continuar leyendo

Entrevistas Nexofin

Entrevista a Ignacio Bottaro: armado de libros, vocación por el periodismo y la situación de la educación argentina

En diálogo con Nexofin, el cronista de América TV y A24 comenta sus primeros recuerdos en los medios, comparte su experiencia al redactar la novela ‘El Cuaderno Crudo’ y explica sus próximos proyectos

En Ignacio Bottaro se despertó desde muy chico una firme vocación por el periodismo. Comenzó a escribir a los 14 años, cuando obtuvo un reconocimiento en el Festival de Arte del Gobierno de la Ciudad.

Luego de nueve años en distintas aéreas de la extinta FM de ESPN, el Licenciado en Periodismo realizó un importante paso en su carrera y hoy se destaca como cronista de los canales América TV y A24.

“Cuando se abrió la oportunidad de pasar a estar adelante de cámara, intenté trasladar esa dedicación que mostré cuando me desempeñaba en la redacción”, explica Bottaro a NEXOFIN.

Otro punto a destacar es su rol como escritor: en el 2018 publicó la novela “El Cuaderno Crudo”. Además de hablar del desamor, el libro indaga sobre las consecuencias del encierro en la psicología del protagonista.

Publicidad

“El proceso no fue nada lento. Lo que hace al tiempo que uno le dedica a la redacción de una obra literaria lo podes dividir en dos: lo que efectivamente uno se la pasa escribiendo y lo que ya escrito necesita para que se asiente y sea revisado”, recuerda el protagonista respecto al escrito.

Al detallar sobre su actual experiencia en el medio ubicado en el barrio porteño de Palermo, el comunicador explica: “En A24 empecé de abajo, construí mi camino a fuerza de trabajar sin parar”.

En diálogo con Nexofin, el cronista de América TV y A24 comenta sus primeros recuerdos en los medios, comparte su experiencia al redactar la novela ‘El Cuaderno Crudo’ y explica sus próximos proyectos.

Nexofin (N): Para quiénes no te vieron en televisión, ¿qué te llevó a estudiar la Licenciatura en Periodismo?

Publicidad

Ignacio Bottaro (IB): Ya de muy chico se me despertó una firme vocación por el periodismo. Comencé a escribir a los 14 años cuando gané un Festival de Arte del Gobierno de la Ciudad.

Ahí arranqué en revistas a los 15, participé de la redacción de Olé un tiempo como invitado y siempre buscaba tomar nota de los programas de televisión que me interesaban.

Una vez que terminé el secundario, la opción de ir por la carrera universitaria (USAL) fue por mi interés en la profesionalización del trabajo y tratar de sumar las mayores y mejores herramientas para mi carrera.

N: ¿Cuáles recordás como los mayores obstáculos que debiste sortear en la vida?

Publicidad

¿En la vida? ¡Un poco amplio la verdad! Quizá el cambio de ciudad cuando era chico. Vivía en San Carlos de Bariloche y por un tema familiar debimos mudarnos a Capital Federal.

N: Luego de nueve años en la FM de ESPN, ¿cómo fue el cambio al llegar a A24?

No es fácil pasar de estar casi diez años en una mega empresa y después arrancar de cero en otra mega empresa. En A24 empecé de abajo, construí mi camino a fuerza de trabajar sin parar.

Cuando se abrió la oportunidad de pasar a estar adelante de cámara, intenté trasladar esa dedicación que mostré cuando me desempeñaba en la redacción.

Publicidad

Ignacio Bottaro como conductor de “La Noche en ESPN”

Publicidad

N: Publicaste en el año 2018 la novela “El Cuaderno Crudo”, ¿cómo te llevás con ese proceso de escritura más lenta y trabajada?

Al hablar de “El Cuaderno Crudo” debo ser sincero: el proceso no fue nada lento. Lo que hace al tiempo que uno le dedica a la redacción de una obra literaria lo podes dividir en dos: lo que efectivamente uno se la pasa escribiendo y lo que ya escrito necesita para que se asiente y sea revisado.

El libro en cuanto a tiempo neto de escritura me llevo 3/4 meses, pero en total fue un año. Cuando te aventuras a escribir “largo” sabes que el proceso es otro y que la ansiedad no tiene lugar en todo esto. El libro tiene sus tiempos y hay que saber respetarlos.

N: Y con tu agenda actual, ¿encontrás tiempo para trabajar en otro libro?

Publicidad

Así como te digo que el libro tiene sus tiempos, es como si la agenda propia de ese proceso tiene que coincidir con la de uno y a veces se complica. Estoy terminando un nuevo libro, otra novela psicológica.

Me falta el final nomás, pero requiere de un nivel de liberación mental que hoy por hoy no estoy teniendo y es importante entenderlo para respetar lo que el libro necesita.

Si lo apuras, no cumplirá con lo que consideras que puede dar. No hay que forzarlo mucho. Ya va a salir y espero que esté bueno!

Te puede interesar:

Publicidad

N: Actualmente, ¿en qué proyectos estás trabajando?

Estoy analizando realizar un nuevo podcast. El año pasado publiqué “1991 – El Último Gran Año del Rock” que me permitió reencontrarme con el mundo radial a través de otra de mis pasiones que es la música, rock especialmente.

Todavía no terminé de definir la temática pero seguramente pronto tenga novedades.

Publicidad

N: Tuviste tu paso como docente universitario, ¿cómo resumirías la situación actual de la educación argentina?

Publicidad

Soy Profesor Universitario recibido por la Universidad Austral. Tengo título habilitante para nivel medio y superior.

Lamentablemente no estoy teniendo tiempo para tomar alguna cátedra lo cual me encantaría para transmitirle a los estudiantes experiencias y consejos de esta profesión.

Respecto a la situación actual de la educación es un tema muy amplio y difícil de analizar en breves líneas. La pandemia evidenció las desigualdades de la sociedad y la falta de capacidad de la dirigencia política para albergar el problema.

Dicho esto, es necesario que desde el Estado se vuelque al ciento por ciento a este tema porque las consecuencias ya se están viendo: la mitad de los chicos que llegan a la secundaria, no la terminan.

Publicidad

N: ¿Fue un error cerrar las escuelas tanto tiempo?

Es sencillo pararnos hoy con la información que tenemos y juzgar decisiones que se tomaron en un momento de muy pocas certezas.

Evidentemente la presencialidad es un factor determinante en el aprendizaje de los primeros ciclos escolares.

Previo a la pandemia teníamos indicadores preocupantes de lectoescritura en alumnos de los primeros grados, con atrasos en la correcta comprensión.

Publicidad

No haber trabajado para el retorno rápido a las aulas ya está trayendo consecuencias lamentables. Es un costo muy alto que va a pagar la sociedad.

N: ¿Algo olvidado qué aprendiste con el aislamiento?

Técnicamente el aislamiento no nos afectó a aquellos que fuimos considerados “esenciales”. Tuve la suerte de salir a trabajar siempre, caminar la calle y ver todas las etapas de aislamiento yendo al canal.

 

Una publicación compartida por Ignacio Bottaro (@iabottaro)

Publicidad

<

Bottaro realizó un posgrado en la Universidad Austral: el Profesorado Universitario en Educación Media y Superior

N: ¿Cómo nació tu fanatismo por Banfield?

Claramente cuando nos vinimos de Bariloche. Un amigo de mi viejo, Carlos Señal, ex árbitro de Primera, me empezó a llevar a la cancha y fue instantáneo: el Lencho Sola, la gente, el barrio, el estadio, era una energía hermosa.

N: ¿Cuál fue el gol que más gritaste?

Publicidad

Te pongo dos. Estando en la cancha fue sin dudas el 1-0 de Víctor López a Tigre en la penúltima fecha del Apertura 2009.

Newell’s había jugado antes y había ganado, necesitábamos los tres puntos para volver a ser líderes y en el minuto 41 del segundo tiempo ese cabezazo fue de una emoción descomunal.

El otro fue hace poco y estaba en mi casa, en la final del torneo con Boca cuando se moría el partido y Lollo la emboca para ir a los penales.

Me quedé afónico, me tiré al piso, no lo podía creer. Lamentablemente en los penales no tuvimos suerte, pero ese equipo de Sanguinetti nos llegó al corazón.

Publicidad

N: ¿Quién es tu máximo ídolo de la institución?

Uff, muy difícil. No pude disfrutar de Garrafa Sánchez y es una espina que tengo. Como arquero frustrado que soy, siempre tuve una profunda admiración por Christian Lucchetti.

Fue el capitán del equipo campeón, debutó en la primera del club siendo un nene y levantó la copa como nuestro referente.

La única vez que lloré por un jugador en la cancha fue en un Banfield-Atlético Tucumán y todo el estadio empezó a ovacionarlo cuando se acercó a la tribuna Valentín Suárez. No pude soportar verlo con otra camiseta y la emoción me invadió.

Publicidad

Darío Mizrahi, Martín Angulo, Ignacio Bottaro y May Martorelli en el programa Vivo el Domingo en el canal A24

N: Vamos con un pequeño ping-pong, ¿una cobertura como cronista que recuerdes con gracia?

Publicidad

Fue en radio, el Rock in Rio 2017. Fueron cinco días de cobertura en la Copa del Mundo de la música. Una experiencia inolvidable.

N: ¿Libro que recomiendes?

En inglés “A Sangre Fría” de Truman Capote y en español “El Túnel” de Ernesto Sábato.

N: ¿Radio o televisión?

Publicidad

Las dos.

N: ¿Frase de cabecera?

En mi programa de radio en ESPN cerraba siempre con esta frase: “Siempre con una sonrisa y siempre para adelante”

N: Para cerrar en un concepto, ¿Ignacio Bottaro es…?

Publicidad

Un soñador dispuesto a cumplir esos deseos.

Continuar leyendo

Entrevistas Nexofin

Entrevista a Lourdes Marchese: casos policiales, la causa Cabezas y el rol de la Justicia

En diálogo con Nexofin, la abogada y periodista de Radio Nacional, MDZ Online y LN+ describe su amor por uno de los principios generales del derecho, recuerda su etapa trabajando en el esclarecimiento del asesinato del reportero gráfico y detalla el proceso de escritura en sus libros junto a Lucía Salinas

Lourdes Marchese siempre se identificó con el mundo de la comunicación y la Justicia. Desde muy chica, en Bahía Blanca, les pedía a sus padres que la llevaran a las radios o los programas de TV. Otra de sus primeras pasiones está vinculada a la escritura.

Su formación académica incluye el Instituto Superior en Ciencias de la Comunicación Social de la misma ciudad, la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires y el Colegio Público de Abogados de la Capital Federal.

Marchese trabajó en varios medios de comunicación, entre ellos, Radio América, Canal 26, América TV y Radio con Vos. Otro punto a destacar es que está acreditada en Tribunales y la Corte Suprema de Justicia por Radio Nacional (donde fue productora, cronista y columnista de judiciales).

Un hecho lamentablemente trágico en la historia argentina le hizo tomar la decisión de ser periodista y, años más tarde, inclinarse por el derecho: la muerte de José Luis Cabezas el 25 de enero del año 1997. Lourdes trabajó como letrada en la causa del asesinato al reportero gráfico.

Publicidad

“El día que fuimos con Norma y José a Pinamar para realizar la reconstrucción de la zona liberada, verlo al comisario Gómez con las manos esposadas. Son muchos los recuerdos, que podría estar horas hablando”, explica Marchese a NEXOFIN sobre el recordado crimen a 15 kilómetros de la ciudad balnearia.

Actualmente se la puede seguir en la pantalla de LN+ en los programas +Info a la tarde (junto a Paulino Rodrigues y Javier Lanari) y Hora 17 (presentado por Pablo Rossi).

Además, escribe para el sitio MDZ Online y en el mes de marzo verá la luz su tercer libro en coautoría de su amiga Lucía Salinas. Anteriormente, ambas hicieron Los arrepentidos y Prisioneros: relatos de la vida carcelaria (Editorial Galerna).

En diálogo con Nexofin, la abogada, mediadora, periodista judicial de Radio Nacional, MDZ Online y LN+ describe su amor por uno de los principios generales del derecho, recuerda su etapa trabajando en la causa de José Luis Cabezas y detalla el proceso de escritura en sus libros junto a Lucía Salinas.

Publicidad

Nexofin (N): Sos oriunda de Bahía Blanca, ¿por qué elegiste estudiar Abogacía y Periodismo?

Lourdes Marchese (LM): Siempre me gustó la comunicación. Desde muy chica les pedía a mis padres que me llevaran a las radios o programas de TV. Y en el colegio, las profesoras me decían “Defensora de pobres y ausentes”, creo que la frase habla por sí sola.

Pero un hecho lamentablemente trágico fue el que me hizo tomar la decisión de ser periodista y años más tarde abogada. La muerte de José Luis Cabezas. En mi vida fue un antes y un después y fíjate las vueltas de la vida: terminé trabajando en la causa.

N: En un rubro como el judicial, ¿a quiénes destacas entre tus colegas mujeres del medio?

Publicidad

Lógicamente y no lo tengo que pensar mucho, a mi amiga Lucía Salinas. Con ella escribí 3 libros. El último está por salir.

Y después podría decirte, siempre hablando de mujeres: Patricia Blanco. Aunque cuando empecé en el periodismo y no hacía judiciales me encantaba ver y escuchar a Vanesa Petrillo. Son todas grandes colegas.

N: Justo lo mencionaste en la primera respuesta… Se cumplieron 25 años, ¿qué recordás de tu etapa trabajando en la causa del asesinato de José Luis Cabezas?

Ufff me produce mucha nostalgia. Conocer a Norma y a José fue una de las cosas más maravillosas. Dos padres luchadores y siempre lo digo y seguiré repitiendo Alejandro Vecchi, el abogado de la familia fue mi mentor en Buenos Aires.

Publicidad

Tenía 20 años por entonces y me vine a Buenos Aires, un mundo desconocido. Recuerdo un cartel en el techo del estudio que decía “Ojo teléfono pinchado”.

Recuerdo ese fin de semana que entraron desconocidos al estudio, dieron vuelta todo y dejaron un mensaje escrito en aerosol en las paredes con la frase “Déjense de joder”.

También permanecen en mis recuerdos los viajes a Dolores o La Plata. El día que fuimos con Norma y José a Pinamar para realizar la reconstrucción de la zona liberada, verlo al comisario Gómez con las manos esposadas.

Son muchos los recuerdos, que podría estar horas hablando.

Publicidad

Publicidad

N: ¿Cuál es tu mirada sobre la relación del presidente con la Corte Suprema?

Mira, la verdad es que el presidente fue virando en su modo de ver al Máximo Tribunal, antes de llegar a la presidencia, mismo en campaña los elogiaba.

Con el paso del tiempo fue modificando su modo de verlos y la semana pasada hizo una crítica y se refirió a la marcha del 1F como una expresión de la sociedad. Vuelvo a decir: hoy la política y la justicia se retroalimentan.

Pero si recordás cuando Fernández presentó el informe de un grupo de juristas en la Rosada e invitó a los cortesanos, la única que fue era Elena Highton de Nolasco con quien sí tenía muy buena relación y vale recordar también que ella misma previo a presentar su renuncia lo habló con él, antes que con sus colegas.

Publicidad

N: ¿Qué opinión tenés sobre los conceptos de “mesa judicial” y “lawfare”?

Personalmente no creo que en la Argentina exista el lawfare. Si existieron y existen procesos judiciales que pueden estar bien o mal instruidos. Y si un juez actúa mal hay mecanismos para poder sacarlo.

Si bien es una palabra que se puso de moda en nuestro país, nació en los Estados Unidos a principios del Siglo 21 en el ámbito de las Fuerzas Armadas.

Desde distintos sectores del poder consideran que cuando se abre un proceso judicial para investigarlos por presuntos actos de corrupción, es nada más ni nada menos que persecución judicial.

Publicidad

Y en mi criterio y el de la justicia penal rige el principio de inocencia hasta que se demuestre lo contrario con una sentencia confirmada. Y hoy con los cambios en el código. Para que una sentencia quede firme tiene que llegar a la Corte.

En cuanto a la mesa judicial: desde lo fáctico hablamos de la mesa de trabajo que tenía el gobierno de Mauricio Macri para asesorarlo en cuestiones jurídicas. La justicia investiga si esa mesa era para fines ilícitos.

Si se cometieron delitos en nombre de lo que el gobierno de Macri consideraba derecho, deberán ser juzgados. Pero como te digo la última palabra la tendrá la justicia.

Te puede interesar:

Publicidad

Publicidad

N: Hablemos de casos policiales en la memoria colectiva, ¿podés contar alguna anécdota que recuerdes especialmente?

Cromañon. Ese día recuerdo que estaba en un resto de la calle Coronel Díaz y Charcas. De repente, escucho sirenas, empiezo a ver pasar una, dos, cinco ambulancias. Lo primero que pensé fue que algo malo había pasado.

Y veo en la pantalla que Crónica empezaba a hablar de algunos muertos en un incendio, a medida que pasaban los minutos el número iba en aumento. Y las imágenes eran desoladoras. El resto ya lo sabemos.

Por ese hecho trágico se realizaron varios procesos judiciales y le costó el cargo al entonces Jefe de Gobierno Aníbal Ibarra.

Publicidad

Un caso que recuerdo como si fuera ayer y tal vez pocos tengan en su memoria. Fue la desaparición de la familia Pomar. Año 2009, mucho calor, la familia había salido en su auto de vacaciones y se los tragó la tierra. Se tejieron muchas hipótesis.

Tras varios días de búsqueda, y en mi trabajo que me mandaban a recorrer la ruta porque parecía que los habían visto acá o allá. El vehículo fue hallado a la vera de una ruta con todos sus ocupantes fallecidos.

Ese día fuimos todos los medios y en medio del camino los funcionarios dieron una conferencia de prensa. Ese día conocí a Carlos Stornelli que por entonces era el Ministro de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires.

Igual, sobre casos podríamos hablar durante horas. Argentina todos los años lamentablemente tiene una historia nueva para contar.

Publicidad

Paulino Rodrigues, Lourdes Marchese y Javier Lanari en +Info a la tarde (lunes a viernes de 15 a 17)

N: En tu rol de abogada y mediadora, ¿por qué es clave entender el funcionamiento del sistema de justicia para comprender la realidad del país?

Publicidad

La justicia y la política mueven los hilos del país. Creo que lo primero que tenemos que pensar es qué tipo de justicia queremos. Y la actual está aún lejos de lo que necesitamos.

En mi humilde opinión la justicia debe ser accesible a todos, y cuando digo esto me refiero a que cualquiera pueda entender un fallo judicial, es decir, lenguaje claro, más cercanía con la población, mayor transparencia, mayor conectividad.

Todavía tenemos un sistema de justicia vetusto que no llega a todos, y lamentablemente en estos tiempos de grieta asistimos primero a la judicialización de la política y ahora a la politización de la justicia.

Si te pones a pensar hoy todo aquello que no gusta termina en una denuncia judicial. Y todo aquel que falla a contrario del deseo de un político termina igual denunciado. Se retroalimentan. Es la clara demostración del país que tenemos.

Publicidad

N: ¿Cómo ves la relación entre los jueces y el periodismo?

Creo que a ningún magistrado le gusta que hablen mal de su tarea como jueces. Pero el periodismo no está para felicitar por los actos que hacen. Sino para mostrarle a la sociedad eso que escriben. Vuelvo al punto que te mencioné antes.

Si todo fuera más transparente, si hubiera más publicidad de los actos procesales (fallos) todo sería más sencillo y sobre todo si hablaran en lenguaje coloquial.

Suele pasar que cuando un juez no sabe cómo justificar lo que escribe lo hace de modo tal que pocos entiendan. Pero repito, la relación puede ser buena o mala pero nuestra tarea es otra.

Publicidad

Además, en temas judiciales, para mí lo mejor es no opinar sino informar y que la sociedad saque sus conclusiones.

N: ¿Es más importante la seguridad jurídica que la verdad en ocasiones?

La seguridad jurídica per se, es la certeza del derecho de que determinada acción tiene consecuencias jurídicas. Por lo tanto no pondría en grado de importancia con la verdad.

Porque también podríamos decir que mi verdad no es la misma que la tuya y así podríamos estar todo el día. En nuestro país estamos regidos por la Constitución Nacional. Y lo más importante es que se respeten esas garantías.

Publicidad

Lourdes Marchese, Pablo Rossi y Javier Lanari en Hora 17 (lunes a viernes de 17 a 18)

N: En lo personal, ¿cómo es tu vida después de tu jornada laboral en Radio Nacional y LN+?

¿Vida? ¿Qué es eso? Me levanto muy temprano, hago judiciales para Nacional hasta las 14; de ahí salgo volando para el canal hasta las 18 y cuando llego a casa me pongo a escribir para MDZ.

Ahora por suerte estoy más tranquila pero hasta diciembre también tenía un programa radial con Lucía (Expediente X) donde hablamos de casos judiciales con los protagonistas de las historias y además hasta diciembre que entregamos el último libro que verá la luz en marzo era hacer entrevistas, escribir y así. Casi no tenía vida.

Ahora estoy tratando de volver a hacer algo de deporte de a poco aunque sea dos veces por semana y en general cada 15 días me gusta ir al teatro (mi otra pasión porque estudié desde los 5 años y me di el gusto en Buenos Aires de tomar clases con Lito Cruz) y algo de lo que no puedo prescindir es de ver a mis amigas para una cena aunque sea cada 15 días o una vez al mes.

Y a la noche en casa al menos dos horas se cena, se charla un rato y si hay resto aunque sea algún capítulo de una serie.

Publicidad

Te puede interesar:

Publicidad

N: ¿Qué reflejan tus trabajos de vos misma?

Publicidad

Trabajo, esmero. Nadie nunca me regaló nada. Todo siempre me costó, pero soy perseverante, respetuosa y me gusta trabajar bien. Como te dije antes, no me gusta opinar sino más bien informar o explicar los tecnicismos.

No me gustan las agresiones, razón por la cual no me gusta interactuar mucho en Twitter. Hay mucha agresión. Después vos me ves en la TV con mucha seriedad. La gente me dice que no me río. Pero, ¿cómo me voy a reír con los temas que cuento?.

En la vida personal soy otra. Muy divertida. Mis afectos se divierten mucho conmigo porque soy graciosa, aunque no parezca.

Ahh y sencilla. Si fuera por mí viviría en joggineta y fuera del canal no uso makeup. Eso sí, siempre cremas y buen perfume. Amo los buenos aromas.

Publicidad

Guadalupe Vázquez, Francisco “Pancho” Olivera y Lourdes Marchese

N: Quiero retomar un punto que mencionaste. Vas a publicar tu tercer libro junto a Lucía Salinas, ¿cómo te llevás con ese proceso de escritura?

Uffff pasó por todos los momentos: risas, llanto, bronca cuando te patean una entrevista y la adrenalina cuando tenés que cumplir con los plazos. Quedas agotado. Pero cuando sale el producto la sensación es de alivio y mucha satisfacción.

Mira, yo de chica escribía mucho porque me gustaba. Tuve después una profesora de literatura que era tan exigente (a quien hoy valoro) pero llegué a odiar.

Y un día en un pasillo de Comodoro Py le digo a Lucía: “Sabes que tengo muchas ganas de escribir un libro, acompáñame a ver una fuente”. Cuando salimos de ese despacho me dice: “¿De verdad querés?, hagámoslo”. Y así fue que nos metimos en el primero.

El día que lo presentamos, la editorial nos pidió el segundo y finalmente llegó el tercero. Es una trilogía y por un tiempo me despido de escribir; mi sueño era uno y terminaron siendo tres.

Publicidad

El problema es que uno no solo tiene el día para dedicarse a investigar y escribir. También tenés otros trabajos, en mi caso tres. Y una vida de pareja a la que le tenés que dar su espacio también.

Lucía Salinas y Lourdes Marchese escribieron los libros ‘Los arrepentidos’ y ‘Prisioneros: relatos de la vida carcelaria’

Publicidad

N: Vamos con un pequeño ping-pong, ¿un personaje que te gustaría entrevistar?

Angelina Jolie. Me parece en sí un personaje interesante. Ese es mi lado más farandulesco. De la política me encantaría hacer una mesa con líderes mundiales.

N: ¿La mejor primicia que diste?

No diría la mejor. Pero el día que murió Néstor Kirchner tuve la primicia y en la radio no me dejaron darla. Otra primicia que tuve fue la pericia de Gendarmería en el caso Nisman. No sabía si darla o no.

Publicidad

N: ¿Medio predilecto para enterarte de las noticias?

Leo todo. No me quedo con uno solo. Leo y veo.

N: ¿Radio o televisión?

Ambas. Radio hago desde que tengo uso de razón y menos operadora y locutora pasé por todos los sectores y la conozco bien. Ahí me hice y formé. La tele la amo, porque amo la imagen. Cada una tiene su magia.

Publicidad

N: ¿Frase motivacional?

La de Caballos salvajes. Y la de La sociedad de los poetas muertos.

N: Para cerrar en un concepto, ¿Lourdes Marchese es…?

Es una chica que vino del interior, que día a día aprende algo nuevo y busca mejorarse, cuya competencia es con ella misma y que ama trabajar en equipo. Amante de la justicia y de buscar consensos.

Publicidad
Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR