Seguinos en nuestras redes

Economía

Informe de la UBA: ¿A qué tipo de cambio se podría dolarizar la economía y qué pasaría con la inflación?

La propuesta de un centro de estudios de la Facultad de Economía evaluó las ventajas y desventajas del cambio

El Centro R.A de la facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires (UBA), publicó un estudio que sostiene que el cambio de moneda eliminaría la inflación y la indexación de los contratos.

Presidido por Emiliano Yacobitti, el reporte del centro destacó: “Desde hace 14 años nuestro país convive con tasas de inflación por encima del 20% por año”. Sin embargo, desde junio de 2020, “la inflación en términos anuales aceleró por encima del 50% y se estancó en esos valores desde entonces”.

El documento también remarcó: “Si bien se abrieron negociaciones salariales que buscan reconstruir parte del poder adquisitivo de los asalariados, la realidad es que difícilmente el salario le gane a la inflación. Así, desde el máximo alcanzado en 2017, el salario real perdió un 23% de su poder adquisitivo”.

De esta manera, el estudio sostuvo: “En los últimos meses se ha estado debatiendo sobre las posibilidades de una dolarización que ponga fin a este problema crónico de la sociedad argentina”.

Publicidad

Según el Centro R.A, una de las ventajas es que se elimina la inflación. “Ante la imposibilidad de emitir, no se generan excesos de dinero que presionen sobre los bienes existentes y ello lleve a un aumento de los precios”, explicaron. Asimismo, agregaron: “La economía se convertiría en una especie de juego de suma cero. Ya no existiría bimonetarismo (peso-dólar) por lo que el mercado de dinero estaría en equilibrio”.

Otro beneficio señalado es que se elimina la indexación de contratos. “Dado que todo el dinero circulante en la economía sería moneda dura, no se precisa incluir cláusulas de actualización. Por tanto, los resultados externos (balanza comercial, incertidumbre política, entre otros) no tienen efecto en los precios locales (aunque sí en los bonos, por ejemplo)”.

Además, se comprime la prima de riesgo. “La tasa de interés que pagan los bonos contempla una prima de riesgo cambiario, elemento más abultado en países como Argentina”.

Sin embargo, el estudio también destacó las desventajas de este cambio. Por un lado, se pierde el prestamista de última instancia. “El Banco Central se posiciona como la única entidad que saldría a proveer liquidez a los bancos ante un pánico financiero que lleve al retiro masivo de depósitos”. Sin un banco central que provea liquidez en estos escenarios, “los bancos podrían quebrar, podrían desaparecer millones de pesos/dólares en ahorros y se generaría una falta de liquidez global en el sistema que podría llevar a una severa recesión”, explicaron.

Publicidad

Asimismo, señalaron que no se elimina el riesgo de default. “La dolarización elimina el riesgo devaluatorio ‘priceado’ dentro de los bonos soberanos, pero no elimina el riesgo de incumplimiento de pago. Hoy los bonos soberanos rinden 28% en dólares (2800 bps), es decir, cotizan a valores de default”, sostuvieron. En estas condiciones, Argentina “se quedaría sin financiamiento. Por lo tanto, una dolarización sin reformas de fondo no sirve y trae aparejado problemas que pueden desembocar en situaciones irresolubles”.

Además, el centro señaló que se produciría un ajuste de balanza de pagos “a la Hume”. La referencia al economista David Hume se debe a que estudió “los fenómenos monetarios durante el mercantilismo y concluyó que cuando una nación vendía más mercancías a otros países, se generaban ingresos extraordinarios de oro, lo cual aumentaba la renta y el dinero circulante en la economía local, redundando en un aumento de los precios (la oferta no lograba aumentar su producción tan rápido a lo que crecía súbitamente la demanda, por lo que los mercados se vaciaban vía ajuste de precios)”.

En este sentido, precisaron que: “El modelo predecía que, al período siguiente, las exportaciones disminuirían por el aumento de los precios y así los ingresos de oro al país, por lo cual en términos reales habría menos dinero circulando en la economía”.

Según el informe, “una dolarización funcionaría como una solución rápida a un problema de larga data en nuestro país, aunque supone el abandono de cierta soberanía económica, al mismo tiempo que requiere de acuerdos y reformas institucionales profundas”.

Publicidad

Economía

Inflación sin freno: la ropa y el calzado llegó al 100% en el Gran Buenos Aires

En los últimos doce meses, el incremento acumulado de “Prendas y calzado” subió a las tres cifras en el GBA.

El INDEC informó el índice de precios de julio y los números son alarmantes: la inflación del mes pasado llegó a 7,4% y fue la más alta de las últimas dos décadas. El último Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) del Banco Central pronosticó que el incrementó anual llegaría al 90,2%.

Uno de los rubros que más ha escalado es el de indumentaria. Según el INDEC, “Prendas de vestir y calzado” ha subido un 8,5% en julio y acumula un incremento anual del 56,5%. Si nos basamos en los últimos doce meses, el aumento en el rubro ha sido del 96,7% a nivel nacional y del 100,5% en el Gran Buenos Aires.

El pasado mes de mayo, el presidente Alberto Fernández había lanzado una queja contra la industria textil: “Hay un desmadre de los precios en ese rubro. Los protejo, no dejo entrar productos elaborados de China y los precios no paran de subir acá“.

Desde la Fundación Protejer le respondieron al mandatario que “los precios de la ropa se fijan al comienzo de cada temporada”. Y agregaron: “Cuando comparamos con otros bienes, los aumentos de precio de la indumentaria y calzado se encuentran por debajo”.

Publicidad
Continuar leyendo

Economía General

“Es preocupante que suban la tasa al 60%”: los incómodos tuits de Fernández en 2019

Este jueves el Banco Central llevó la tasa de interés de referencia a 69,5%, superando por primera vez la tasa que el gobierno de Fernández heredó del macrismo en diciembre del 2019

Corría julio del 2019 y Alberto Fernández había estrenado hacía pocas semanas su traje de candidato presidencial. Ya ungido por Cristina Fernández de Kirchner para encabezar la lista del Frente de Todos y competir contra Mauricio Macri, Fernández criticaba a través de las redes sociales las medidas que tomaba el entonces gobierno.

Una de las promesas que más veces repitió durante la etapa de candidato a presidente fue la baja de las tasas de interés que, efectivamente, llevó adelante el presidente del Banco Central, Miguel Pesce, a poco de haber asumido. Sin embargo, la espiral inflacionaria en la que ingresó la economía local en los últimos meses obligó al Banco Central, por primera vez desde que llegó Fernández al poder, a superar la tasa de interés heredada del macrismo.

El BCRA subió la tasa de interés a 69,5% y superó a la que heredó del macrismo

Este jueves, el BCRA anunció que la tasa de referencia para las Leliqs a 28 días será del 69,5%, superando así al 63% que había heredado del macrismo en diciembre del 2019.

Publicidad

En este contexto, usuarios en las redes sociales reflotaron algunos tuits que había enviado en julio del 2019 el ahora presidente, criticando al entonces presidente del Banco Central, Guido Sandleris, por subir la tasa de referencia al 60%. “Veo, con preocupación, que @gsandleris sigue subiendo la tasa de interés de las Leliq y ya supera el 60%. Eso aumenta las inconsistencias de la política monetaria y el volumen de Leliq. Por eso el dólar ya se vende arriba de $45”, tuiteó el entonces candidato.

Pero este no fue el único mensaje que envió. En un “hilo”, aseguró que esa decisión iría en contra de la Carta Orgánica del BCRA: “Debería leer la Carta Orgánica del BCRA. Sus objetivos son ‘promover, en la medida de sus facultades y en el marco de las políticas establecidas por el gobierno nacional, la estabilidad monetaria, la estabilidad financiera, el empleo y el desarrollo económico con equidad social’. Con una política inconsistente y riesgosa que tiene como único objetivo sostener el dólar para que a Macri le vaya bien en la elección, @gsandleris actúa como un militante del PRO y no como el presidente del Banco Central, cuyo mandato lo obliga a cumplir la Carta Orgánica”.

Publicidad

“Ahora sabemos a qué se refería @gsandleris cuando hablaba de independencia del BCRA: quieren diseñar políticas independientes de las necesidades de millones de argentinos, de nuestras pymes, de nuestras grandes empresas, de la Argentina productiva. Mienten cuando dicen que las altas tasas de interés no tienen impacto presupuestario. Los títulos de deuda del Gobierno argentino (Lecaps, Letes, etc.) pagan altísimas tasas de interés por esta política económica”, siguió.

Y luego lanzó una promesa que la coyuntura actual lo obligó a incumplir: “Nuestra política económica tendrá tasas de interés positivas para los ahorristas, muy lejos de estos niveles delirantes e insostenibles. Bajar las tasas también va a permitir que se recupere el crédito y se puedan reorientar recursos desde lo financiero a lo productivo. Además, bajar las tasas de interés que paga el Tesoro por sus títulos de deuda va a disminuir el costo financiero de los mismos, va a bajar el gasto en intereses y nos va a permitir aumentar el gasto en otras partidas sin modificar el déficit fiscal total”.

Continuar leyendo

Economía

Según el INDEC: la inflación de julio trepó al 7,4%, la más alta de los últimos 20 años

El organismo oficial indicó que en lo que va del año la suba de los precios marca un 46,2 por ciento y muestra niveles record.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC), dio a conocer las cifras de la inflación del mes de julio que marcaron el pico más alto en lo que va del año, con un 7,4%.

Además, el dato es el más elevado registrado en los últimos 20 años, desde abril del 2002 cuando registró un 10,4 %, y el más alto del gobierno de Alberto Fernández. Por su parte, en el acumulado interanual, es decir de julio de 2021 a julio 2022, suma un 71%, en los últimos doce meses.

El sector que presentó la mayor suba del séptimos mes del año fue “recreación y cultura” con un 13,2%, relacionado con las actividades y el turismo durante las vacaciones de invierno.

 

Publicidad

 

Le siguieron las subas en “equipamiento y mantenimiento del hogar”, con el 10,3% y en cuanto a “restaurantes y hoteles”, el impacto fue del 9,8%, también a raíz del receso invernal.

Publicidad

Por su parte, el incremento en alimentos y bebidas no alcohólicas se ubicó en el 6% y fue el sector de mayor incidencia en todas las regiones del país. Dentro de esta división lo más relevante fue el aumento de azúcar, dulces, chocolates y golosinas. Seguido muy de cerca por: aceites, grasas y manteca, así como también frutas, Verduras, tubérculos, legumbres, leche, productos lácteos y huevos.

Además, el INDEC también destacó los incrementos de cigarrillos, sumado a la división de bebidas alcohólicas, con un 6,4% y los servicios de agua y electricidad en algunas regiones del país, que impactaron en el rubro de vivienda, servicios y otros combustibles con un 4,6 por ciento.

Publicidad

En tanto, también se portaron aumentos en el área de salud, 6,8%, a causa de los incrementos en la cuota de la medicina prepaga. Mientras que la suba de los servicios de telefonía y de conexión a internet, tocaron el 5,5%.  Por su parte, los servicios educativos de todos los niveles, mostraron un aumento del 6,1 por ciento en el mes de julio.

En línea con el Relevamiento de Expectativas de Mercado, publicado por el Banco Central, las consultoras privadas estiman que la inflación de 2022 se ubicará en el 90,2%, es decir 14,2% por encima de la estimación previa. Incluso algunos estadistas, se animan a poner una cifra de tres dígitos en el porcentaje anual.

 

 

Publicidad
Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR