Seguinos en nuestras redes

Política General

Navarro estalló contra Alberto y CFK: “Se está rompiendo no sólo el FDT, sino todo el kirchnerismo”

El periodista ultra K aseguró que el Presidente se “convirtió en un meme” y lo criticó por la falta de medidas concretas que sirvan para frenar la inflación y redistribuir ingresos en un contexto crítico; también tuvo críticas para la vicepresidenta

El periodista ultra K Roberto Navarro ensayó una dura crítica dirigida al presidente, Alberto Fernández, al que cuestionó por tomar medidas “tibias” contra la inflación y por haber anunciado su “guerra” contra el incremento de precios días antes de explicar las medidas, lo que derivó en que múltiples empresas remarcaran sus precios con el fin de adelantarse a eventuales restricciones.

Además, según Navarro, “si escala la guerra (entre Rusia y Ucrania) a otros países, puede que lleve la pobreza por encima del 50%” en la Argentina.

Por otro lado, criticó la suba de retenciones no fuera mayor y ahondó: “Fue buena la medida, pero sólo sirve para un producto y sus derivados, no afecta el precio del aceite. Hoy las entregas de aceite están suspendidas. No frena el precio del maíz que empuja la carne, los lácteos, el pollo, los huevos, y otros productos”.

“Somos un país que debería de estar viviendo mejor por la guerra, pero estamos avanzando hacia una miseria desesperante. La guerra puede durar mucho tiempo e incluso extenderse a otros países. En las condiciones actuales, eso puede llevarnos rápidamente a un 50% de pobreza y, a su vez, que un grupo de productores se conviertan en jeques árabes”.

“El presidente, que podía haber usado la guerra para erigirse en el padre protector de los alimentos de los argentinos, se convirtieron en un meme que anunciaba una guerra con fecha y hora para que el enemigo se apreste para la batalla, y encima no atacó. El promedio de ingresos de la población asalariada es de $ 51.000 y necesitás $ 80.000 para no ser pobre. En los últimos seis meses, aumentó un 40% la cantidad de cartoneros. Cuando se elige no confrontar cuando la miseria aumenta dramáticamente, sólo se elige otro conflicto, el conflicto social que puede estallar en cualquier momento“.

“El Gobierno se mostró muy moderado en sus gestos redistributivos. La tensión social va creciendo y la falta de dispositivos orgánicos para canalizarlas puede dar paso a situaciones explosivas“.

Luego, criticó tanto al jefe de Estado como a la vicepresidenta, Cristina Fernández: “El Presidente no puede hacer política sin los votos de Cristina. ¡Olvidate, Alberto! Y Cristina no puede, como condición a la unidad, sostener posiciones como no refinanciar la deuda con el FMI que ya no apoyan ni siquiera soldados históricos del kirchnerismo, como el “Chivo” Rossi, Aníbal Fernández, Ferraresi, Ricardo Forster, que siempre acompañaron a Cristina, pero esta vez no la acompañaron”.

Y siguió con una crítica deslizada a Cristina, a la que acusó de falta de “humildad”: “No se está rompiendo sólo el Frente de Todos, se está rompiendo el kirchnerismo. La respuesta de un gobierno popular no puede ser no pagarle al Fondo, quedarnos sin dólare se ir a una hiperinflación que hambrea al pueblo, ni seguir imprimiendo billetes que cuando llegan a manos del trabajador no valen nada. Si unos ganan como jeques árabes y otros cartonean, hay que sacarle a los ricos y dárselo a los pobres. Y para eso se necesita unidad, y para que haya unidad se necesita humildad”.

TE PUEDE INTERESAR