Estados Unidos

La puerta por donde EE.UU deporta a los mexicanos del “american dream”

Dos metros y un ancho en donde cabe una persona, una puerta de hierro fundido corroída por el viento y la sal del Pacífico. Es el espacio físico que separa al "sueño americano" de El Bordo, un espacio de pobreza y malaria por donde vuelven los deportados

indocumentados-estados-unidos-mexico

Solo un pequeño espacio físico que opera como un muro entre lo deseado y lo que se quiere olvidar, o dejar atrás por bastante tiempo. Dos metros de altura y el ancho suficiente para dejar pasar a una persona por vez. Como una puerta en una casa cualquiera, que separa la habitación de la sala, aunque ésta se use como vía de salida de a México.

Por ella son deportados los mexicanos sin papeles una vez que son arrestados por las autoridades estadounidenses.

La llaman El Chaparral, o Módulo Whisky-3 en la jerga alfanumérica de las fuerzas de seguridad, y queda cerca de la esquina oeste de la frontera binacional, donde la ciudad californiana de San Diego se encuentra con Tijuana.

La presidencia de Barack Obama está cerca de batir un récord de deportaciones: al ritmo que llevan, superarán este año la marca histórica de los dos millones.

LEA MÁS  Trump, furioso por libro que lo retrata como infantil

Lo que significa que en seis años habrán sido expulsadas de Estados Unidos tantas personas como entre 1892 y 1997, revela la socióloga Tanya Golash-Boza, en un estudio de la Universidad de California en Merced.

“Es probable que el número dos millones ya haya pasado por esa puerta”, apunta un portavoz de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), que nos acompaña al punto de deportación en El Chaparral.

Y es probable, según dictan las estadísticas, que efectivamente haya sido un deportado de a pie: dos tercios de quienes son expulsados son mexicanos y salen en su mayoría por estas puertas, siete a lo largo de 3.100 kilómetros de frontera.

“También aumentó el número de reincidentes que deportamos (aquellos que ya tienen una deportación anterior), arrestados sobre todo en la zona de la frontera. Y luego están los que son detenidos en el resto del territorio, entre quienes se nota un aumento de los deportados criminales”, detalla Rosario Vázquez, director asistente de la Patrulla Fronteriza en San Diego.

LEA MÁS  Canadá: dos aviones chocaron y se provocó un incendio

A la fecha, el ICE asegura que “la mayoría de los deportados” (59%, en los reportes oficiales) tiene condenas por delitos previos.

Y el destino más peligroso es El Bordo, como llaman al lecho del río seco: tierra de nadie, ese espacio de resignación por no haber podido cruzar el limbo. Un canal de cemento caliente, donde apenas hay un hilo de agua del río Tijuana y el resto son montículos de basura que se pierden bajo un manto de moscas zumbando sin pausa. Ropa vieja, comida podrida, excremento humano.

Los sin techo revuelven en busca de chatarra, los dealers venden su mercancía a la luz del día y las jeringuillas finas esparcidas por el suelo dan cuenta del flagelo de la chiva, como llaman aquí a la heroína, que no cuesta más de dos dólares la dosis.

LEA MÁS  Así viven la ola de frío en los Estados Unidos y Canadá

“Cuando un deportado no recibe la atención que necesita, en diez días puede terminar en una situación de indigencia. Y cuando llega a ese punto, el único lugar al que puede venir es El Bordo”, opina el sacerdote Ernesto Hernández Ruiz, al que todos conocen como Chava por cuenta del comedor que dirige, mientras nos escolta por el canal.

Varios de los que nos salen al paso son deportados de los últimos tres o cuatro días: están en el lecho del río porque les dijeron que aquí llegan las organizaciones de caridad a repartir comida y, si tienen suerte, cobijas.

Al rato llega una camioneta y un centenar de hombres -mujeres, muy pocas- corre rampa abajo hacia el vehículo que se estaciona en el canal: un voluntario de la iglesia metodista entrega bolsas con jabón, una toalla de mano, un cepillo de dientes.

REALICE UN COMENTARIO

COMPARTIR

NOTICIAS RECOMENDADAS

ÚLTIMAS NOTICIAS

Casa-Rosada http://www.nexofin.com/archivos/2016/08/casa-rosada-1.jpg
Negocios

Quién es “Pica” Benedettini, un misterioso y poderoso operador en las sombras

Su rol como intermediario en asuntos empresariales y políticos lo llevó a ser un nombre conocido en el círculo rojo argentino, pero desconocido para el ciudadano común; su vínculo con Odebrecht y su lujosa "segunda casa"
triaca http://www.nexofin.com/archivos/2017/08/triaca.jpg
Política

El polémico audio de Jorge Triaca echando e insultando a una de sus empleadas

Se trata de una "casera" que trabajaba con el ministro de Trabajo desde el 2012; estaba en negro y no recibió indemnización alguna. "Me echaron como a un perro", sostuvo
Marcos Peña http://www.nexofin.com/archivos/2017/12/pea-3.jpg
Política

El Gobierno no convocará a sesiones extraordinarias en febrero

Así lo informó esta mañana esta mañana el jefe de Gabinete Marcos Peña. Además destacó que el Gobierno está en "el sendero del desarrollo" a nivel económico
delpo3 http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/delpo3.jpg
Abierto de Australia

Del Potro se presentó en el Abierto de Australia con un triunfo

El tenista argentino venció en tres sets al estadounidense Frances Tiafoe y avanzó a la segunda ronda de la competencia
Papa http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/papa-2.jpg
Papa Francisco

Histórico: el Papa Francisco pidió perdón por los abusos en la Iglesia

El Sumo Pontífice entregó su primer mensaje a Chile, marcado por un mea culpa, en un intento por enmendar la credibilidad de la Iglesia Católica