Política

Tras la intervención, ¿peligra la participación del PJ en las elecciones presidenciales 2019?

El fallo de la jueza María Servini deja beneficiados y perjudicados, en el marco de una reorganización del partido

miércoles 11 de abril de 2018 - 10:36 am

El día de ayer, la jueza federal María Servini hizo lugar a una cautelar presentada entre otros dirigentes por el sindicalista Carlos Acuña (jefe del gremio de trabajadores de estaciones de servicio), ordenó la intervención del Partido Justicialista nacional. El líder del gremio de los gastronómicos, Luis Barrionuevo, fue designado como nuevo titular del partido, suplantando a Luis Gioja, quien se atrincheró en una oficina.

Servini ordenó la medida al hacer lugar a una cautelar que pedía la declaración del “estado de acefalía” del partido, y que fue presentada por Acuña y otros dos gremialistas, Oscar Rojas (maestranza) y Horacio Valdez (vidrio), que pertenecen a la llamada CGT “Azul y Blanca” que lidera el Gastronómico. La intervención fue muy resistida principalmente por el presidente del partido, José Luis Gioja, que luego de resistir varias horas en la sede la abandonó y anticipó que apelará la medida. El exgobernador de San Juan vinculó al Gobierno con el fallo.

LEA MÁS  "Somos campeones de la libertad de expresión"

La decisión judicial causó sorpresa y generó un nuevo escenario complicado y hostil para el peronismo. No hay medias tintas: hay favorecidos y perjudicados.

El massismo es uno de los sectores más favorecidos con la medida: Acuña responde el jefe del Frente Renovador Sergio Massa, mientras que Barrionuevo es el esposo de la diputada Graciela Camaño, jefa de bloque de la bancada del espacio en Diputados. Así, el exintendente tigrense se vuelve a meter a la estructura pejotista, que le había dado la espalda.

Otro actor político beneficiado es el Gobierno es otro. Faltan catorce meses para la inscripción de las alianzas electorales para las presidenciales de 2019 y se prevé que la intervención durará hasta el próximo año, lo que condicionará las alianzas en el espacio. Justamente un peronismo fragmentado favorecería al oficialismo, a la hora de ir a las urnas.

LEA MÁS  Marcos Peña reconoce que "por la crisis cambiaria se vienen meses recesivos"

De la mano de los perjudicados, se encuentra la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien se está lamentando por la dificultad de no poder volver al espacio, después de competir en las legislativas por fuera del PJ con su espacio Unidad Ciudadana.

El histórico jefe de la bancada peronista en el Senado Miguel Angel Pichetto es otro de los dirigentes que están muy preocupados por la intervención en el PJ, en momentos en que negociaba un alto cargo para el fiscal Raúl Pleé en la Procuración General de la Nación. A cambio el senador prometía al oficialismo apoyo en la Cámara alta para la designación de Inés Weinberg de Roca como jefa del organismo, la elegida del presidente Mauricio Macri para liderar a los fiscales.

LEA MÁS  Iguacel niega que falte combustible: "Se está buscando el precio de equilibrio"

Ahora, en la agenda del partido está convocada para las 16 una reunión extraordinaria del Consejo Nacional, integrada por varios gobernadores peronistas con buena relación con el Gobierno, de la que Pichetto también forma parte. “La decisión (de Servini) tiene más instancias judiciales y vamos a apelar. En la reunión del Consejo vamos a ratificar que no vamos a bajar las banderas”, dijo Gioja.

COMENTARIOS