Justicia

Crimen de las mendocinas en Ecuador: otro condenado a 40 años

Con un fallo unánime, la justicia de Ecuador volvió a condenar a la pena máxima del país; esta vez a José Luis Pérez Castro, por asesinar a las mendocinas María José Coni y Marina Menegazzo en Montañita

mochileras-montañitas

Con un fallo unánime, la justicia de Ecuador volvió a condenar a 40 años de cárcel, la pena máxima del país. Esta vez fue el turno de José Luis Pérez Castro (31), el tercer imputado por asesinar a las estudiantes mendocinas María José Coni (21) y Marina Menegazzo (22) en la famosa localidad costera de Montañita, en febrero de 2016, mientras vacacionaban. El tribunal, presidido por César Augusto Vélez Ponce, tomó la determinación luego de evaluar las declaraciones de los testigos pero, sobre todo, las pruebas presentadas por la líder de la investigación, la fiscal María Dolores Coloma Pazmiño.

No bien finalizó el juicio, los familiares del condenado se mostraron desesperados y comenzaron a agredir verbalmente a los familiares de las chicas, quienes viajaron para presenciar el debate. Hubo incidentes y rotura de mobiliario en la sala. Finalmente, se logró controlar la situación, aunque los agredidos tuvieron que abandonar el lugar junto a los jueces, custodiados por la policía.

LEA MÁS  Ciccone: un testigo declaró que Nuñez Carmona lo extorsionó en nombre de Boudou

“Ha sido tremendo cómo terminó el debate, por el comportamiento de estas personas, pero afortunadamente, más allá de algunas cuestiones negativas durante todo el proceso, se logró justicia”, expresó a LA NACION desde Ecuador, Coloma Pazmiño, quien se encuentra de licencia, por lo que dejó el cierre del caso en manos del fiscal César Peña. Sólo resta esperar que la justicia ecuatoriana decida si se abre una tercera investigación, ya que la fiscal logró determinar que, al menos, cinco personas participaron del cruento hecho, luego de hallar perfiles genéticos en la escena del crimen.

Jose Luis Perez Castro

De esta manera, hasta ahora ya son tres los sentenciados por ser autores del resonante crimen que conmocionó a la comunidad internacional. En agosto del año pasado recibieron condena Segundo Mina Ponce (34), alias “El Negro”, como autor material, y Aurelio Eduardo Rodríguez (39), alias “El Rojo”, como coautor.

En mayo pasado, después de varias instancias judiciales, Pérez Castro, detenido en noviembre del año último, había sido enviado a juicio. El acusado se defendía diciendo que vivió durante dos meses en la vivienda de Mina Ponce, pero antes de los asesinatos, y explicó que el rastro hemático hallado en la pared de la vivienda podría haber caído de su boca, ya que aseguró haber recibido atención odontológica en ese tiempo por una lesión en una de sus muelas. Sin embargo, los pesquisas constataron que su visita al dentista fue en marzo, luego del crimen. Esta fue la principal coartada de la defensa, insistiendo en que el ADN detectado era del acusado pero que no estaba mezclado con el de las víctimas, además de que la visita al dentista había sido previo al crimen. Sin embargo, el tribunal valoró como determinante las pruebas, consideradas “irrefutable” por la Fiscalía, y con un fallo unánime dispuso la pena máxima para Pérez Castro, ya que además registró contradicciones en la defensa.

LEA MÁS  Lagomarsino sobre Nisman: "Para mí fue un autodisparo"

El condenado había sido imputado en el doble crimen por “homicidio agravado, por colocar a la víctima en situación de indefensión, inferioridad o aprovecharse de esta situación; buscar con dicho propósito la noche o el despoblado y aumentar deliberada e inhumanamente el dolor a la víctima”.

Las jóvenes universitarias fueron vistas por última vez la tarde del 22 de febrero de 2016 en Montañita, antes de emprender el regreso a la Argentina, después de un largo viaje junto a un grupo de amigas que volvieron días antes al país. Según la pesquisa, fueron drogadas y golpeadas por Mina Ponce y Rodríguez, en la casa del primero, en una zona retirada del mar. Coni fue abusada y recibió un fuerte golpe en la cabeza. Menegazzo fue acuchillada. A los pocos días, los cadáveres fueron hallados, con 48 horas de diferencia, en bolsas plásticas negras en un descampado lejos de la reconocida playa.

LEA MÁS  Fiscal se opuso a excarcelación de Timerman: seguiría detenido en su domicilio

REALICE UN COMENTARIO

COMPARTIR

NOTICIAS RECOMENDADAS

ULTIMAS NOTICIAS

1513115639_308950_1513117070_noticia_normal-1024x576 http://www.nexofin.com/archivos/2017/12/1513115639_308950_1513117070_noticia_normal-1024x576.jpg
Fútbol Internacional

Golazo: Falcao marcó casi desde mitad de cancha para el Monaco

El colombiano anotó un estupendo tanto en la victoria de su equipo por 2 a 0 al Caen por la Copa de la Liga de Francia
wu-yongning http://www.nexofin.com/archivos/2017/12/wu-yongning.jpg
Videos Impresionantes

Acróbata chino grabó el momento en que se cayó de un rascacielos que escalaba sin protección

Wu Yongning, de 26 años, se cayó al vacío desde un piso 62 en un rascacielos situado en Changsha (China). El conocido escalador de edificios (rooftopper, en inglés) contaba con miles de seguidores en las redes sociales y pretendía ganar 100.000 yuanes (aproximadamente 15.000 dólares) con el desafío
massot http://www.nexofin.com/archivos/2017/12/dq372d_xcaepgqt.jpg
Política

Massot se sacó con los diputados kirchneristas: “Prendieron fuego la casa y se quejan del olor a humo!”

El presidente del bloque del PRO en Diputados cargó contra los críticos de la reforma previsional: "Vamos a Ezeiza y Marcos Paz y pidamos por la guita"
hermano http://www.nexofin.com/archivos/2017/12/hermano.jpg
Mundo Insólito

Estudio explica por qué los hermanos menores tienen más probabilidades de ser gay

En el pasado, los científicos ya habían notado el patrón de que hay más probabilidades de que en una familia el hermano menor sea gay
uber http://www.nexofin.com/archivos/2017/06/uber-1.jpg
Sociedad

Tomó un Uber, lo paró la policía, fue a la comisaría y lo contó en tiempo real vía Twitter

El periodista Diego Papic fue contando, paso a paso, todo lo que le fue ocurriendo, desde la intervención policial hasta un insólito "escrache" desde una cuenta de taxistas organizados