La Salada

El caso del policía vinculado a la muerte del “Lauchón” Viale, preso por La Salada

El subcomisario Hugo Fasone dirigió el grupo policial que mató al espía en su casa de Moreno; estuvo preso 8 meses, salió libre, volvió a trabajar ya hora cayó por la mafia de la feria de Lomas

Pedro Lauchón Viale

“El Tano” Fasone, como lo conocen en su Lomas de Zamora de toda la vida, fue el oficial que estuvo a cargo del operativo donde la Bonaerense asesinó al espía Pedro “El Lauchón” Viale. Ni más ni menos que el episodio donde se hizo evidente la guerra de espionaje que acompañaría la caída de Antonio “Jaime” Stiuso y un tremendo golpe al kirchnerismo. Fasone, sin embargo, salió impune de esa.

En la madrugada del 9 de julio de 2013, nueve policías bajo el mando de Fasone se presentaron en la casa que “El Lauchón” Viale -agente de contrainteligencia de la ex SIDE y mano derecha de Stiuso- tenía en La Reja, partido de Moreno. Llevaban una orden de allanamiento firmada por el juez federal Juan Manuel Culotta en una causa donde se lo investigaba por tráfico de drogas, usurpación de propiedades y otros delitos. En contra de lo que dicen todos los manuales de procedimiento policial, los agentes ingresaron por la fuerza y se enfrentaron a los tiros con un hombre al que sabían entrenado y armado.

En la primera línea del operativo iban oficiales del Grupo Halcón, que fueron los que terminaron ejecutando a Viale en el baño de su casa, a metros de la cama donde dormía con su esposa hasta segundos antes.

Otra vez, a ninguno se le ocurrió esperar a que Viale, cercado y sin posibilidad de escape, vaciara el cargador de su pistola Glock y se viera obligado a entregarse.

La investigación posterior quedó en manos del entonces juez federal de Morón Juan Pablo Salas, quien un año más tarde ordenó detener a los diez policías y poco después los procesó por homicidio calificado. Once tiros le habían pegado al “Lauchón”.

El juez no les creyó que ignoraban a quién iban a detener. Los usos y costumbres del Grupo Halcón marcan que, antes de un procedimiento así, averiguan hasta el talle de calzoncillos de su objetivo. Para el juez, lo conocían bien y entraron a provocarlo para poder asesinarlo sin consecuencias.

“Sin que mediaran los motivos de orden público ni urgencia por los que el magistrado autorizara el uso de la fuerza pública o los servicios de un cerrajero, ingresaron violentamente mediando la efracción de la puerta, no identificándose como policías, provocando la reacción del imputado”, señaló el juez Salas. Y remarcó que esto pasó “a pesar de que (’El Lauchón’) solicitara que se identificaran como policías, y abusando de su función, dieron muerte a Viale, en quien impactaron once disparos”.

LEA MÁS  Qué dijo el Gobierno sobre la decisión papal de no visitar Argentina

“La forma en que se desarrolló el operativo fue deliberadamente violenta, ello con el solo objeto de lograr la reacción de la víctima, y amparar de tal modo en un uso de la fuerza ‘legal’ la respuesta que terminara con la vida de Viale”, remarcó el juez. Y destacó que los propios imputados reconocieron que Viale les gritaba “chapa… chapa” para que se identificaran como policías, por lo que “debieron frenar su accionar, cesar los disparos e intentar que el imputado se desarmara”.

Fasone entró como detenido al Destacamento Parque Industrial Pilar el 29 de agosto de agosto de 2014. En aquel momento era subcomisario y trabajaba como “jefe de grupo” en la Dirección de Narcotráfico de Lomas de Zamora. El mismo cargo que tenía, insólitamente, hasta el miércoles pasado.

Su defensa en la causa Viale resultaría ser que él no tenía nada que ver con la investigación que derivó en el allanamiento al espía -había estado cargo de sus colegas de San Miguel-, que a él sólo lo convocaron para comandar uno de los 18 procedimientos simultáneos que hubo y que, en definitiva, se quedó afuera de la casa mientras sus hombres entraban a los tiros a matar al “Lauchón”.

Fasone estuvo preso ocho meses, hasta que su caso -y el de sus subordinados- llegó a la Cámara Federal de San Martín, que dio vuelta todo. “No se encuentra probada en autos la existencia de una convergencia subjetiva en pos del fallecimiento de Viale, ni tampoco que los encartados (acusados) hayan acordado un plan primigenio por el cual todos ellos delinearon o consensuaron darle muerte”, señalaron los camaristas.

Con este razonamiento, les dictaron la “falta de mérito” a Fasone y a otros siete oficiales y sólo mantuvieron el procesamiento -aunque por “exceso en el uso de la fuerza”- para los dos policías que, según las pericias, le habían acertado al cuerpo de Viale.

El 24 de abril de 2015, libre de culpa y cargo, Fasone salió en libertad. Y entonces tuvo otro golpe de suerte: al contrario de lo que mandan los reglamentos internos de la Bonaerense, lo reincorporaron en el exacto mismo puesto y con la misma función, en la Dirección de Narcotráfico de Lomas de Zamora. Como si le debieran algún favor. O alguien hubiera pedido que lo mantuvieran allí.

LEA MÁS  El aeropuerto de El Palomar comenzará a operar en febrero para vuelos low cost

Stiuso aseguraría meses más tarde que la muerte del “Lauchón” Viale había sido ejecutada por el entonces gobernador Daniel Scioli y por su ministro de Seguridad, Alejandro Granados, a través de órdenes impartidas al propio jefe de la Bonaerense, Hugo Matzkin. Y que, en realidad, buscaban asesinarlo a él. Pero en la Justicia no lo escucharían.

Por aquellos días, el nombre de Fasone empezó a aparecer en otros expedientes, los que investigaban a la mafia de La Salada. Sus teléfonos fueron intervenidos y, en junio del año pasado, los fiscales que le seguían los pasos le comunicaron a Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad que lo detendrían.

Pero, a última hora, esa y otras detenciones fueron frenadas por la Justicia.

Esas idas y vueltas del expediente tienen mucho que ver con una interna entre los fiscales que llevaban los expedientes -con Carlos Baccini a la cabeza- y los jueces -encabezados por Gabriel Vitale-, que paralizó varias investigaciones sobre La Salada. Esos dos funcionarios, de hecho, estaban enfrentados porque competían en una misma terna por un cargo como juez de Cámara en el futuro polo judicial Lanús-Avellaneda.

El caso se destrabó luego de que el fiscal general de Lomas de Zamora, Enrique Ferrari, resolviera poner todos los expedientes bajo el mando del mismo fiscal, su adjunto Sebastián Scalera. Este fue quien la semana pasada pidió -y el miércoles logró- la detención del subcomisario Fasone como integrante de la “asociación ilícita” que explotaba La Salada bajo el mando del empresario Jorge Castillo, “El Rey de La Salada”.

Semejante avance, sin embargo, no estuvo exento de polémica: Lilita Carrió acusa al propio fiscal Ferrari de encubrir a la mafia de La Salada, por lo que el funcionario se autodenunció anoche para que lo investiguen.

Castillo podría aclarar algo de esto pero, también ayer, se negó a declarar y sólo pidió protección para su familia. Como si estuviera abierto a negociar.

Fasone, en cambio, sí aceptó declarar. Según su abogado, Carlos Cardozo, en su indagatoria le dijo al fiscal Scalera que sus frecuentes contactos con integrantes de la mafia de La Salada se deben a que él en realidad “estaba inmerso en una investigación ordenada por el fiscal federal Sergio Mola por un hecho trágico del año 2015”.

LEA MÁS  Video: se tropezó cuando subió al ascensor y perdió una pierna

Ante la consulta de Clarín, el abogado no quiso aclarar de qué “hecho trágico” se estaba ocupando el subcomisario, quien supuestamente se especializa en narcotráfico. “Fasone no tiene absolutamente nada que ver con los delitos investigados en La Salada. No participó en nada de eso y va a quedar demostrado. No tiene ninguna relación, ni lo conoce a Jorge Castillo. Sí a través de Adrián Castillo (su sobrino) porque tenían un contacto por una averiguación de lo que estaba pasando”, explicó.

Para el fiscal Scalera, en cambio, Fasone habría integrado “una de las tres organizaciones que componen esta mafia, conocida como la Banda de River o Banda de Adrián”, en referencia a Adrián Castillo. Parte de las pruebas en su contra tienen que ver con conversaciones telefónicas que mantuvo con otro de los ahora detenidos en la causa, “Piraña” Santos Crespín Gómez. Y con un episodio insólito.

De las escuchas telefónicas surgió que en un momento dado los integrantes de la banda de Adrián Castillo decidieron denunciar falsamente el robo de un BMW para luego desarmarlo, vender sus partes y además cobrar el seguro. El auto fue entregado a la organización a metros del garage que tiene el líder en la calle Hipólito Yrigoyen 9577, pegado a la sede del Club Los Andes, en pleno centro de Lomas de Zamora. En la operación habrían participado “Piraña” y Fasone, quienes habrían llevado el coche hasta Mitre y Meeks -donde está la propia sede de la Dirección de Narcotráfico de Lomas-, a una cuadra de la casa del sobrino del “Rey de La Salada”. Allí lo dejaron estacionado y, se cree, el subcomisario luego lo habría hecho ingresar a su lugar de trabajo.

Es decir, que habría convertido a la Dirección de Narcotráfico de Lomas en un desarmadero clandestino, según el fiscal.

Fasone no es el único policía preso por la mafia de La Salada, sino que hay dos más. Según fuentes del caso, en los próximos días se les sumarán una gran cantidad de colegas. En particular, jefes de calle de comisarías de Lomas, Avellaneda y La Matanza.

El subcomisario pretende esperarlos afuera. Su abogado, optimista, pidió ayer su excarcelación. Quizás porque confía en que su cliente siempre cae parado.

REALICE UN COMENTARIO

COMPARTIR

NOTICIAS RECOMENDADAS

ÚLTIMAS NOTICIAS

zaffaroni http://www.nexofin.com/archivos/2016/06/zaffaroni.jpg
Política

El oficialismo salió a contestarle a Zaffaroni por desear la caída de Macri

Desde los interbloques de Cambiemos en Diputados y Senado aseguraron que invita a la "desestabilización"; quería que el Presidente se "vaya lo antes posible"
trapito 1 http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/trapito-1.jpg
Sociedad

El “trapito” que gana u$s 7.000 por temporada en Punta del Este

Daniel Lara se considera un afortunado del balneario uruguayo: hace 15 años que está ubicado en el mismo lugar y con el dinero que recauda vive casi 5 meses
evangelina-anderson http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/evangelina-anderson.jpg
La vida de los famosos

El conmovedor mensaje que recibió Evangelina Anderson de su papá

La distancia no es fácil, ni siquiera con todos los lujos del mundo; el texto
1b431130-4394-402c-810e-94a8b87f9ce6-1024x576 http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/1b431130-4394-402c-810e-94a8b87f9ce6-1024x576.jpe
All-Star Game

“Yo ya disfruté , ahora es tiempo de otros“

Manu Ginobili dejó en claro cuál es su pensamiento al respecto de la posibilidad de entrar al la próxima edición del juego de las estrellas de la NBA
Triaca http://www.nexofin.com/archivos/2018/01/triaca.jpg
Política

SOMU: bajo el mando de Triaca, hubo más de 200 nombramientos

Sólo en el primer año de la intervención del Ministerio de Trabajo, hubo 172 designaciones; la mayoría provenía de la política