Donald Trump Presidente

Trump por Obama: ganadores y perdedores con el cambio de mando

Las propuestas del empresario y nuevo líder de la primera potencia mundial generan inquietud entre sus aliados tradicionales y dan aliento a los rusos

Si cumple con sus promesas de campaña, la victoria de Donald Trump tendrá el efecto de un monumental puntapié en el tablero del actual equilibrio mundial, donde habrá quienes pierdan y otros que, naturalmente, ganen.

Te puede interesar:

Según detalla el diario La Nación, por el momento, Europa quedó sin aliento, Rusia y Turquía están cautelosamente satisfechas, China dubitativa y México, desmoralizado.

Los perdedores podrían ser más numerosos que los afortunados. Los aliados y socios comerciales de Estados Unidos tiemblan cuando el líder de la primera potencia mundial declara su intención de aplicar una política económica proteccionista y reformular su estrategia militar (“Nuestro país debe dejar de ser la policía del mundo”).

Los primeros en esa lista son los líderes europeos. Como candidato, Donald Trump puso en tela de juicio la cláusula de seguridad colectiva, base de la OTAN desde 1949.

Estados Unidos, que representa el 70% de la fuerza militar de la Alianza Atlántica, podría dejar de socorrer a uno de sus aliados en caso de agresión. En otras palabras, la regla del “todos para uno y uno para todos”, dejaría de ser automática.

Peor aún, el sucesor de Barack Obama estaría en busca de una “muy buena” relación con el presidente ruso, Vladimir Putin. Sin sorpresa, hoy los cancilleres europeos se reúnen para reactivar planes de una defensa europea.

En pos de esa “nueva” relación con el Kremlin, Trump bien podría dar la espalda al presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, que contó hasta ahora con el apoyo incondicional de la Casa Blanca y de la UE.

En Irán, el presidente Hassan Rohani podría ser otro de los perdedores. Trump no deja de condenar el trabajoso acuerdo nuclear alcanzado por el equipo Obama con Teherán. “Es el peor pacto de la historia”, dice Trump, que amenazó con dejarlo sin efecto.

El objetivo de que “cada uno se ocupe de sus problemas”, podría dejar abandonadas no solo a las poblaciones de Siria e Irak. También sufrirían las consecuencias los afganos. Una vez retiradas las tropas norteamericanas del país, quedarían nuevamente a merced de los talibanes y de Al-Qaeda.

La política de “retorno a casa o que paguen por su protección”, según el futuro presidente, afectará al primer ministro japonés, Shinzo Abe, que llegó al poder con la promesa de estrechar lazos militares con Estados Unidos.

Para Trump, Japón y Corea del Sur deben tratar de defenderse solos, incluso procurarse armas nucleares para disuadir a Corea del Norte.

Si cumple sus promesas, el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, será una de sus primeras víctimas. La prometida anulación del actual Acuerdo de Libre Comercio de América del Norte (Nafta) no solo le hará perder las ventajas comerciales que benefician a su país, sino que los millones de mexicanos ilegales que Trump piensa expulsar se transformarán en una bomba política para el mandatario mexicano.

Además de Putin y Al-Assad, otro beneficiado con la elección de Trump será Recep Tayyip Erdogan. El presidente turco, decidido a evitar la creación de una nación kurda independiente a las puertas de su país, tendría así las manos libres para aplastar a los combatientes kurdos iraquíes que, hasta ahora, combaten junto a Estados Unidos a EI y al régimen de Assad.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Lavado de dinero: Citan a Fariña a declarar en la causa contra Daniel Scioli

El ex marido de Karina Jelinek, involucrado en la causa Lázaro Báez y otros, deberá testimoniar ante el fiscal Álvaro Garganta por la denuncia de la diputada Elisa Carrió

Rosendo Fraga: “Macri debe vetar la Ley de Ganancias”

El prestigioso analista político dijo que el Presidente de la Nación tiene que prohibir la ley porque piensa que el Gobierno perdió “la iniciativa política”