Política Internacional

Lo había pedido el Papa: el parlamento de Venezuela suspendió el juicio contra Maduro

El jefe de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, explicó que no se trata de una "capitulación" de la oposición, sino que se busca una solución a la crisis política y económica

parlamento venezuela

El Parlamento de Venezuela suspendió el juicio sobre la responsabilidad del presidente Nicolás Maduro en la crisis del país después de que el Gobierno accediera, con intermediación del Papa Francisco, ayer a iniciar un diálogo.

“En función de darle esa oportunidad que ha pedido el Vaticano para la próxima semana, queremos diferir apenas por unos días la agenda de hoy”, dijo el diputado Julio Borges, jefe de la bancada opositora. Se refirió así al nuevo encuentro que se pactó para el 11 de noviembre.

Por otra parte, como gesto de predisposición al diálogo, el gobierno ordenó la liberación de al menos cuatro de los más de un centenar de detenidos, considerados presos políticos’. Entre ellos se encuentra el dirigente del partido opositor Avanzada Progresista, Carlos Melo, quien pese a ser favorecido en septiembre por una medida de libertad condicional permanecía bajo arresto. Melo había sido acusado de la supuesta posesión de materiales explosivos.

Los parlamentarios opositores, que controlan el Congreso por primera vez en 17 años, resolvieron la semana pasada enjuiciar a Maduro después de que un tribunal afín al gobierno bloqueó un proceso de recolección de firmas para activar un referendum revocatorio del Presidente.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Quisieron estar pero sin fotos: Massa y Redrado, en la gala de Trump

El líder del Frente Renovador fue invitado personalmente por Rudolph Giuliani, jefe de asesores para seguridad e inteligencia del nuevo gobierno

0121massaredradog http://www.nexofin.com/archivos/2017/01/0121massaredradog-1.jpg

¿Caso Ciccone cajoneado? Más de tres años y Boudou sigue sin fecha de juicio

amado-boudou http://www.nexofin.com/archivos/2016/08/boudou.jpg

El ex vicepresidente intenta dilatar los tiempos judiciales a través de recursos que frenan el avance en una causa que podría llevarlo hasta seis años tras las rejas