Samsung

A pesar de los problemas del Note 7, Samsung planea crear un Note 8

La firma surcoreana anuncia que los compradores del terminal podrán acceder a los futuros Galaxy S8 a mitad de precio, pero deja entrever la posibilidad de mantener la línea Note

samsung-galaxy-note-7

La crisis del Note 7 aceleró los planes para traer lo antes posible a un sucesor digno. El programa que anunció Samsung para ofrecer futuros dispositivos develó que la compañía surcoreana trabaja para promover un Note 8.

A través de un comunicado, Samsung aseguró que los compradores del fallido Note 7 podrán negociar para adquirir en un futuro un Galaxy S8 -su próximo terminal insignia que se espera para marzo- o un Note 8, nueva versión del terminal formato phablet que tuvo que ser retirado del mercado a consecuencia de registrarse fallos en masa de sus baterías.

Sin embargo, esta situación aún sin resolver puede postergar el desarrollo del Galaxy S8 y no estar finalmente listo para su presentación mundial prevista según los analistas para la feria Mobile World Congress de Barcelona de marzo.

En un intento por retener a los clientes, la firma surcoreana asegura que podrán optar por adquirir sus próximos lanzamientos previstos para 2017 a través de un programa de actualización. Por ahora, los compradores afectados en Corea del Sur ya recibieron incentivos para la sustitución de sus Note 7.

En principio, los usuarios deberán desembolsar únicamente la mitad del precio de un dispositivo Galaxy S7 en lugar de la cantidad total antes de intercambiar por el futuro Galaxy S8 o el Note 8, aunque se desconoce si esta opción se extenderá al resto de mercados.

De esta forma, y al ofrecer la opción de actualización a un supuesto Note 8, Samsung reveló de forma indirecta que la serie Note no será descontinuado como se esperaba en un principio dada la trascendencia y repercusión económica sufrida a consecuencia del fiasco del Note 7.

Lo que trató de lograr Samsung en las últimas semanas fue intensificar la comercialización de sus teléfonos de la gama Galaxy S para intentar compensar las ventas perdidas, ya que la retirada del mercado del “phablet” puede costarle unos 5.000 millones de dólares entre el tercer trimestre de este año y el primer trimestre de 2017.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Jugada K en la Justicia: desplazaron de Casación a los jueces Borinsky y Hornos

Ambos magistrados formaban parte de la Sala I de Casación Penal, un tribunal que tiene varias causas que irritan al gobierno kirchnerista

Coimas en Cerro Dragón: una cuenta suiza complica más a Pan American Energy

En las últimas semanas se detectaron movimientos sospechosos de una cuenta del ex funcionario K Santiago Walter Carradori que recibió cientos de miles de dólares por parte de Pribont, vinculada a Pan American Energy (PAE)