Televisión

Tras cruzarse en vivo, joven escrachó a Lorena Maciel en Facebook

Laura Levy Hara reveló que, una vez apagadas las cámaras, la cronista la "empujó" y comenzó a golpearla "en el pecho con su dedo corporativo"

lorena-maciel

El video de Lorena Maciel discutiendo con una joven durante la marcha de #NiUnaMenos fue uno de los temas más compartidos en las redes sociales durante este jueves.

¿Qué ocurrió? Lo que se presentaba como una entrevista en vivo en la que se hablaría sobre violencia de género, terminó convirtiéndose en una discusión sobre el rol de los medios de comunicación tanto en el pasado como en la actualidad del país. La entrevistada le recordó a Maciel el rol del Grupo Clarín durante la dictadura, lo que dio pie a una discusión partidaria entre ambas.

La asistente a la marcha que protagonizó el áspero cruce con la cronista de Todo Noticias (TN) se llama Laura Levy Hara y es estudiante de Ciencias Políticas en la Universidad de Buenos Aires (UBA). A pocas horas de haber sido entrevistada en la marcha, la joven apeló a su cuenta de Facebook para contar lo que habría ocurrido después, cuando las cámaras ya estaban apagadas.

“Cuando terminé de decirle lo que quería decirles (y después de que me haya dicho que yo estaba “reproduciendo la grieta”, y que esta marcha era “apolítica”, a lo que respondí que claramente es política y que absolutamente nada es apolítico) volví a donde estaba mi vieja. Me pongo a contarle y de atrás siento alguien que me empuja. Me doy vuelta, y era Lorena Maciel que vino a buscarme para empujarme golpeándome en el pecho con su dedo corporativo, al grito de ‘ESO NO SE HACE, ESO QUE HICISTE NO SE HACE'”, escribió la joven estudiante de Ciencias Políticas, en su muro de Facebook.

Leé el descargo completo

Buenas y lluviosas noches. Paso a contar una situación no muy feliz por la que pasé hace no más de dos horas, en una marcha que fue masiva.

Estábamos caminando con mi vieja, y una periodista de TN, Lorena Maciel, pide hacerme una entrevista. Yo acepto y como estaba esperando a que otra reportera termine de hacerle unas preguntas a una mujer que estaba con la que, supongo yo, sería su hija, Lorena empieza a charlarme. “Divina” parecía Lorena. Me preguntó mi nombre, mi edad, de dónde soy. Me alagó mi anillo y todo.

La entrevista comienza, pero nuestras intenciones no eran las mismas. Yo no estaba respondiendo preguntas, yo estaba utilizando ese espacio para, desde mi lugar, denunciar el rol sucio y nefasto que tanto ese canal, como todo el Grupo Clarín, juegan.

Otra participación de Laura Levy Hara en la TV

Les dije lo importante que me parecía que haya medios levantando y difundiendo este tipo de reivindicaciones, pero que si exigen justicia para que no sean violados los derechos de la mujer, tienen que exigir justicia para todo, para los derechos humanos de todos, que fueron contra los que ellos atentaron siendo nada más ni nada menos que cómplices de la desaparición y genocidio de quienes tenían un proyecto de país y de mundo muy distinto al de ellos… y eso, por supuesto, no lo pasaban por la tv, porque mientras los 30000 desaparecían uno por uno, ellos transmitían una publicidad en la que nos decían que elijamos los productos extranjeros porque los argentinos no sirven.

Te puede interesar

Pero ellos son los que no sirven, porque el único papel que tienen cumplir no lo cumplen. Porque es un medio de comunicación que no comunica: calla, censura, blinda.

Cuando terminé de decirle lo que quería decirles (y después de que me haya dicho que yo estaba “reproduciendo la grieta”, y que esta marcha era “apolítica”, a lo que respondí que claramente es política y que absolutamente nada es apolítico) volví a donde estaba mi vieja.

Me pongo a contarle y de atrás siento alguien que me empuja.

Me doy vuelta, y era Lorena Maciel que vino a buscarme para empujarme golpeándome en el pecho con su dedo corporativo, al grito de “ESO NO SE HACE, ESO QUE HICISTE NO SE HACE”.

Gritos de repudio. Gente que se acerca. Más gritos. Más repudio.

ESTO son los medios hegemónicos, esto es el grupo Clarín, estos son los hijos pródigos de nuestro presidente.

ESTO también es lo que no muestran. Dicen luchar contra una violencia e inseguridad que ellos mismos se encargan de impulsar y de reproducir.

Contra ellos también es la batalla cultural, que nunca se nos olvide.

Gracias, muchísimas e infinitas a quienes se solidarizaron conmigo en esa situación. Hasta la victoria, siempre, hasta que ese discursos y esos hechos no existan más.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO