Corrupción K

La compra de tierras fiscales, un negocio redondo para los Kirchner

Algunos de los terrenos los vendió a un valor varias veces superior al original; a otros los permutó o bien los cedió para pagar obras. En algunas montaron emprendimientos hoteleros, otros aún esperan por la decisión de sus dueños

Nuevos detalles sobre la corrupción política. A partir de la adquisición de más de 200.000 m² de tierras fiscales en El Calafate, la familia Kirchner realizó operaciones inmobiliarias, que le trajo réditos signficativos.

Según detalla el diario La Nación, a algunos de los terrenos los vendió a un valor varias veces superior al original; a otros los permutó o bien los cedió para pagar obras. En algunas montaron emprendimientos hoteleros, otros aún esperan por la decisión de sus dueños.

Si bien el condominio que comparten junto con Báez se mantiene desierto, en otros terrenos adquiridos bajo la modalidad de tierras fiscales, a $ 7,50 el m² o menos (de acuerdo al valor de la época), la ex familia presidencial ha realizado distintos emprendimientos.

Las operaciones ocurrieron en la última década, mientras los Kirchner estaban en el Gobierno. La más reciente detalla cómo Cristina Kirchner firmó la cesión de un terreno de 6001 m² para pagarle a Báez las obras que realizaría en, por lo menos, tres módulos del hotel Los Sauces.

Por el terreno pagó $ 36 mil y lo cedió para pagar obras por $ 1.644.570 más IVA, según consta en escrituras secuestradas por la Justicia. Es decir que, en apenas dos años, revalorizó el terreno 45 veces más que el precio que lo pagó.

Un negocio similar con tierras fiscales es el que realizó Néstor Kirchner con dos manzanas que adquirió en el aeropuerto viejo: le pagó $ 300.000 al municipio en 2006 y luego las vendió en más de $ 6,3 millones al empresario chileno Horst Paulmann, dueño del emporio comercial Cencosud, según quedó constancia en la declaración jurada de 2008.

A ocho años de la venta del predio, el terreno sólo fue alambrado y sobre él un letrero en amarillo y rojo anuncia que “próximamente” llegarían las firmas Easy y Vea, ambas del grupo Cencosud. El letrero sin obras, lleva por lo menos, cuatro años.

El condominio de 8,7 hectáreas, que los Kirchner comparten con Báez, se constituye a partir de la permuta del 50% del mismo -hoy a nombre de Máximo y Florencia- por la Quinta 10A.

Los terrenos que no fueron vendidos o permutados aun se mantienen entre los bienes de la familia. Se encuentran vacíos, pero están en lugares estratégicos de la ciudad. Tienen en común que fueron comprados en 2007 a precio fiscal de entre $ 6 y $ 7,50.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Encuentran muerto al empresario desaparecido en Caballito: detuvieron al yerno

El Suzuki Fun quedó abandonado en Almirante Brown, en la provincia de Buenos Aires, pero el cuerpo del hombre no estaba ahí

auto2 http://www.nexofin.com/archivos/2017/01/auto2.jpg

Con tatuaje nuevo, Flor Peña chicaneó al Gobierno con una foto hot

florencia-peña http://www.nexofin.com/archivos/2017/01/florencia-pea-1.jpg

La actriz provocó al Gobierno Nacional por el freno en la exportación de limones determinado por Estados Unidos