Salud

¿De qué se trata el síndrome de Rapunzel que atemoriza a las mujeres?

Afecta a personas jóvenes y se caracteriza por ingerir el propio pelo de la cabeza, cejas y pestañas

tricotilomania-09042015

Las personas que padecen tricofagia o síndrome de Rapunzel ingieren sus cabellos y es una condición secundaria de la tricotilomanía, el hábito recurrente de retorcer el pelo hasta que se desprende.

El tracto gastrointestinal humano es incapaz de digerir la queratina, el principal componente del cabello, por eso, el pelo se va acumulando, formando una masa que debe ser removida quirúrgicamente.

LEA MÁS  Cómo influyen el ambiente y la genética en el envejecimiento

Los pacientes son incapaces de detener este comportamiento, incluso aunque el pelo se vuelva más delgado. Se observa más en las mujeres que en los hombres, con una relación 4 a uno.

Se trata de un trastorno impulsivo, con causas que son poco claras y se calcula que en los Estados Unidos puede afectar hasta al 4% de la población.

LEA MÁS  La fórmula para cuidar el corazón y prevenir los infartos

Las personas con síndrome de Rapunzel se arrancan el pelo de su cuero cabelludo y también puede ser de cejas y pestañas, que lo ingieren para calmar la angustia. La mayoría padece sentimientos de tristeza, depresión, ansiedad y una pobre imagen de sí mismos.

Frente a los síntomas de tricotilomanía que puedan derivar en la tricofagia, se recomienda realizar una consulta profesional. Entre los posibles tratamientos, la psicoterapia puede ayudar a modificar este comportamiento o una terapia cognitivo-conductual para identificar el momento en que se produce esta forma de actuar y hacer posible los cambios.

LEA MÁS  Alimentos y medicamentos que no se deben consumir juntos
COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Denuncia de Nisman: Cristina Kirchner insiste con el apartamiento del juez Lijo

El pedido lo hizo su abogado ante la Cámara Federal. Alejandro Rúa sostuvo que el magistrado ya fue apartado en otro expediente por presunto encubrimiento

11_9_12
Autora: MARIANA ARAUJO http://www.nexofin.com/archivos/2017/04/cristina-2.jpg

Gils Carbó acusada de otra operación inmobiliaria sospechosa

Gils http://www.nexofin.com/archivos/2017/04/gils-1.jpg

Es por un edificio en Corrientes al 1600. Por un semestre de 2015, la Procuración pagó $ 6,5 millones. Sin ocuparlo, luego lo dejó