Política

Un sciolista hizo una encuesta y Cristina Kirchner siempre aparece última

Se trata de un relevamiento en la Provincia de Buenos Aires y en la Nación. En ambos, la ex Presidenta queda en el fondo. El sondeo se hizo entre el 22 y el 25 de septiembre

Algunos funcionarios sciolistas parecen haber encontrado la forma de desquitarse con Cristina Kirchner, desde que dejó el poder en diciembre pasado.

Según detalla el diario Clarín, uno es Gustavo Marangoni, ex vocero durante años de Scioli, luego titular del Banco Provincia y frustrado candidato porteño.

Ahora, como consultor, se tomó su pequeña revancha. Días atrás, en acuerdo con la consultora Query, la firma que integra Marangoni (M&R) publicó una encuesta con imágenes de dirigentes de la provincia de Buenos Aires y la Nación. En ambas, Cristina aparece última.

LEA MÁS  El peronismo exige cargos en el directorio del Banco Central

El relevamiento para el sondeo se hizo entre el 22 y el 25 de septiembre. Se ponderaron “1.215 casos efectivos de personas mayores de 18 años en todo el territorio nacional, con un margen de error de +/- 2,9%”.

En el caso provincial, en todo el distrito, en imagen positiva lidera la gobernadora María Eugenia Vidal (49%). En este rubro, le saca 13 puntos a Cristina. Inverso a lo que sucede con la imagen negativa, donde la ex presidenta está 17 arriba.

LEA MÁS  Duras discusiones en la CGT y nuevos rumores de ruptura

Cuando opinan los encuestados de todo el país, en este sondeo con tinte sciolista también quedan estas dos mujeres en los polos.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

El inesperado insulto de Gerardo Romano a Cristina Kirchner

En el programa A dos voces, el actor se refirió a la ex presidenta con dureza, en el marco de la discusión por la presunta eliminación de la ley de financamiento al INCAA

Romano http://www.nexofin.com/archivos/2017/04/romano.jpg

Venezuela anunció su retiro de la OEA, luego de que convocaran a reunión de cancilleres

Delcy Rodríguez http://www.nexofin.com/archivos/2016/12/delcy-rodrguez.jpg

El Gobierno de Nicolás Maduro decidió dar un paso al costado de la organización continental; la entidad había aprobado convocar a los ministros de relaciones exteriores para tratar la crisis en ese país