Ciudad de Buenos Aires

La Ciudad de Buenos Aires tomó deuda por casi u$s 1000 millones para obras

El gobierno porteño de Horacio Rodríguez Larreta solicitó créditos del exterior para concretar proyectos de larga data, como la ex ribereña y trabajos antiinundación

Un fuerte apuesta en la Ciudad de Buenos Aires. El gobierno porteño de Horacio Rodríguez Larreta tomó deuda para financiar cuatro grandes obras que considera fundamentales para mejorar la calidad de vida en la ciudad, por un total de US$ 930 millones.

Según detalla el diario La Nación, la inversión en estos cuatro proyectos, según la Ciudad, no le quitará recursos al gasto necesario para salud y educación. Hoy, el gobierno porteño dispone de un presupuesto total anual de $ 120.000 millones.

Te puede interesar:

Una de las iniciativas es el Paseo del Bajo, cuyas obras empezarán a fines de año; permitirá unir la autopista Illia con la autopista a La Plata, con el consecuente beneficio para el tránsito entre el Sur y el Norte del conurbano, que viajará más rápido.

El proyecto tendrá un costo final de US$ 650 millones, de los cuales la Corporación Andina de Fomento (CAF) aportará US$ 400 millones, a partir de un crédito acordado el mes pasado. El resto de los fondos provendrá de recursos propios del gobierno porteño.

En segundo lugar, se acordó un préstamo con el Banco Mundial por US$ 200 millones para el financiamiento de obras de infraestructura en los arroyos Vega y Cildáñez que, con el objeto de mitigar y evitar inundaciones, comenzarán a fines de este mes y demorarán dos años.

La construcción de la Villa Olímpica para los Juegos de la Juventud de 2018, ya comenzó a ejecutarse en Villa Soldati, y es también financiada por la CAF y el gobierno porteño.

La corporación aportará US$ 50 millones en una primera etapa, pero existe la posibilidad de ampliar ese préstamo en otros US$ 110 millones en una segunda etapa. La administración porteña sumará US$ 35 millones de recursos propios.

El cuarto plan para cuya concreción tomó deuda la Ciudad es la urbanización de las villas 31 y 31 bis, donde ya empezaron las obras de infraestructura. Por medio de un crédito del Banco Mundial, en este conglomerado de Retiro se tenderán cloacas, se abrirán calles, se llevarán redes eléctrica formales y se asfaltarán arterias existentes.

Un 80% de las viviendas serán refaccionadas y se construirá un lote de viviendas nuevas. Todas podrán ser compradas por los habitantes con créditos hipotecarios accesibles. El banco situado en Washington aportará US$ 170 millones una vez que se apruebe el préstamo, trámite previsto para principios del año próximo.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO