Política

El jefe de la Bonarense negó vínculos con el narcotráfico y cruzó a Carrió

Pablo Bressi negó las acusaciones de la diputada y dijo no tener ningún vínculo con Mameluco Villalba. "Si yo tuviera la punta de la uña sucia, sería el primero en dar el paso al costado", dijo

Pablo-Bressi

El jefe de la Polícía Bonaerense, Pablo Bressi, se defendió hoy de las acusaciones de la diputada Elisa Carrió sobre presuntas vinculaciones con el narcotráfico, y desmintió por otra parte ser un “golpeador” en su relación con su ex mujer.

Bressi recordó, sobre la investigación realizada por Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad y la cartera de Justicia provincial, “ni siquiera aparezco mencionado en ninguna de esas actuaciones” relacionadas con el narcotráfico. Tras señalar que “desconozco por qué” Carrió formuló esas acusaciones, Bressi dijo a radio El Mundo que “nunca estuve en jusrisdicción de San Martín y no lo conozco a Mameluco Villalba”, como se mencionó.

Además, afirmó que “es tan irrisorio” que se lo acuse de recaudar para Villalba, que es “como decir que yo fui a la luna”.

“¿De qué pagos me hablan si está toda la organización desmantelada y detenida por nuestro accionar?”, se preguntó.
Según dijo, “en la Policía Bonaerense hay una estructura de mando en donde cada estamento de la Fuerza va respondiendo a uno mayor, del ayudante de guardia al comisario, de jefe al superintendente, pero eso no implica que esa estructura piramidal sea una estructura recaudatoria”.

No obstante reconoció: “Conduzco una fuerza de 90 mil efectivos, hay personas que erran el camino y cometen delitos”, pero advirtió que esos individuos “son detenidos”.

También desmintió haber prestado servicio en la DDI de Morón, como afirmó Carrió, y al respecto sostuvo: “Otra vez la información no es exacta. Me parece que la información pasa por otro camino”.

Bressi interpretó que “a quienes estamos trabajando en contra de mafias, de la corrupción, del narcotráfico, estamos teniendo una guerra tan frontal, (que) hay sectores que lo que buscan es destruir o deteriorar la imagen y lastimar de esta manera”, pero ratificó: “Estamos trabajando por una nueva Policía Bonaerense”.

Dijo que tiene “32 años de servicio” en la Bonaerense y que “me siento con fuerza para seguir peleando lo que hay que pelear. Si yo tuviera la punta de la uña sucia, sería el primero en dar el paso al costado”, aseguró.

Recordó al respecto que “la gobernadora (María Eugenia Vidal) pidió que fuéramos al hueso contra las corporaciones y las mafias, adentro y afuera de la institución”.

Finalmente, sobre las acusaciones de golpeador de su ex esposa, negó serlo y recordó que su ex pareja, de la que está “divorciado desde hace diez años”, utilizó el argumento de la violencia familiar “para que me tenga que retirar del hogar”, pero que “la Justicia me dio la razón”, y señaló que “ella tiene un padecimiento médico”, en alusión a algún problema psicológico.

DYN

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Gran corrupción: Scioli y su entorno, más complicados por las causas judiciales

Son varios los frentes abiertos en los que la Justicia avanza sobre denuncias por posibles actos de fraude y lavado de activos a través de empresas fantasma

Vergüenza internacional: la Argentina fue excluida de las pruebas PISA

La organización cree que el gobierno de Cristina Kirchner modificó arbitrariamente los lugares donde se tomaron los exámenes para alterar los resultados