Caso Milagro Sala

El vínculo entre Milagro Sala y el intendente que tenía muertos como empleados

El jujeño Jorge Ale, imputado por malversar millones de pesos, era socio de la agrupación Tupac Amaru

intendente jorge ale

Jorge Ale deberá devolver más de 35 millones de pesos de fondos destinados a pequeñas obras de infraestructura que desaparecieron, según dictaminó el Tribunal de Cuentas de Jujuy.

Además, está imputado por tener falsos empleados municipales –hasta muertos– para quedarse con sus sueldos y por el destino de 32 millones de pesos girados por el gobierno nacional para realizar una serie de viviendas que no se hicieron. En este último emprendimiento está el vínculo con Milagro Sala, ya que era socio de la Tupac Amaru.

El portal Infobae entrevistó al ex diputado nacional Marcelo Llano, el principal impulsor de las denuncias, para conocer sus maniobras en detalle:

Ale fue finalmente imputado por quedarse con el sueldo de empleados apócrifos. ¿Cómo era la maniobra?

– El ex intendente conformaba planillas con gente que no prestaba tareas en el municipio, entre los que había menores de edad, gente que vivía en otras provincias y otros que estaban fallecidos. Estas planillas las presentaba en el Gobierno de Jujuy, solicitando una asistencia financiera para poder cumplir con el pago de salarios, la Provincia le giraba los fondos, él hacía un cheque a nombre de la municipalidad, las retiraba del banco en efectivo y justificaba esa erogación con estas planillas que eran apócrifas. Esta maniobra se repitió durante 6 años.

¿Todas las personas que figuraban en las planillas eran empleados apócrifos?

– Nosotros tomamos una muestra de veinte empleados y ninguno trabajaba en el municipio. Y en esos veinte encontramos gente fallecida. O sea que son muchos más seguramente, porque son planillas que tenían más de 600 nombres, que siempre eran los mismos.

Algo que llama la atención es lo bajos que eran los montos de los sueldos que figuraban.

– Era parte de la estrategia para no llamar la atención. Eran más de 600 empleados y le pagaban 572 mil pesos por mes, o sea que el promedio de los sueldos era inferior a los mil pesos, que iban de 800 a 1100 pesos. Pero estos contratos durante muchos años en Jujuy fueron habituales; eran sueldos que se pagaban por afuera de la ley porque no cumplían los requisitos y no llegaban al monto mínimo legal, pero que era como una ayuda que se le daba a empleados contratados en negro por el propio Estado.

¿Quién tenía que controlar el movimiento de dinero?

– A nivel provincial había una unidad provincia-municipio, que era la que con su rúbrica liberaba estos fondos y que es donde nosotros hicimos la denuncia. Nunca investigó nada por temor a la represalia política. Ale manejaba uno de los municipios más importantes de Jujuy y tenían temor de avanzar con cualquier medida en contra de él. Y a nivel local sólo podía controlar el Concejo Deliberante, donde también hicimos una denuncia, pero no tomaron cartas en el asunto.

¿Por qué la denuncia tiene tres años y recién ahora lo imputaron a Ale?

– La Fiscalía pidió en reiteradas oportunidades elementos de prueba al gobierno de la Provincia, pero se los venían negando. Ahora, con el nuevo gobierno pudieron acceder a esa documentación, por lo que llamaron a indagatoria a Ale y a gran parte de su Gabinete.

Repasemos la maniobra. El dinero que llegaba al municipio,¿a dónde iba?

– Iba al Banco Macro, sucursal General San Martín, de una cuenta de la provincia de Jujuy a una de la municipalidad. El intendente hacía estas planillas apócrifas, luego hacía un cheque que firmaban él y su director de Contaduría -por eso están los dos imputados-, endosaban el cheque y se llevaban la plata.

¿Quién la retiraba?

– La sacaba el propio personal dependiente de Jorge Ale y el director de contaduría. Incluso nosotros hicimos una investigación posterior, por denuncias que recibimos de los propios empelados, que no constaron que tenían una organización para llevar todos los meses estos fondos a la frontera argentino-boliviana, donde cambiaban los pesos por dólares y esos dólares salían del país.

¿Cómo pasaba el dinero por la frontera?

– Iban por pasos no autorizados. Del otro lado tenían gente que hacía esos cambiemos de pesos a dólares y con los dólares salía del país rumbo a Perú, con personas que lo llevaban de a pequeñas cantidades. Por este tema nosotros hicimos una denuncia penal en el fuero federal de San Salvador de Jujuy con todos los nombres de las personas involucradas, incluidos los choferes.

O sea que todavía no sabemos dónde está la plata.

– No sabemos. Mediante esa maniobra se llevaron cerca de 41 millones de pesos.

¿Cómo vive Jorge Ale? ¿Tiene una vida ostentosa?

– Era una persona de condición muy humilde, pero en los últimos años se lo vio con vehículos cero kilómetro. El municipio actual interpuso una denuncia por enriquecimiento ilícito contra Jorge Ale manifestado que tiene propiedades en Salta, Tucumán, en countries, vehículos y ampliaciones de vivienda, que no se condicen con un sueldo de intendente que al día de hoy es de 18 mil pesos.

¿Tiene algún negocio legal?

– No, no está inscripto en la AFIP, no está trabajando actualmente como médico, no tiene ningún emprendimiento particular.

¿Qué pasó con los planes de vivienda que encaró?

– Hay un dinero que llegó a través de un convenio que el intendente firmó con (los ex titulares del Ministerio de Planificación) Julio De Vido y José López. Ese dinero no apareció y el culpó a la Tupac Amaru. Pero a su vez, hay otro dinero que desapareció, que era de un convenio que firmó con Milagro Sala, con quien fueron socios; tenían 11 cooperativas, con nombres como Patorucito, Estrella de Belén, Jardín de Mis Sueños. Y las 11 cooperativas tenían el mismo domicilio legal, en la calle Alvear, en San Salvador de Jujuy. También tenían la misma tesorera, que era la que cobraba todos los meses el dinero que Ale le transfería y que desapareció. En ninguno de los dos casos están las viviendas. Y por este tema Ale ya está imputado por el delito de peculado.

¿Cuánto dinero desapreció?

– Son 32 millones de pesos, pero sólo hasta donde conocemos, porque en la denuncia que Ale le hace a Milagro Sala dice que le siguió entregando 5 millones de pesos por mes, que es un montón de dinero para una localidad de 50 mil habitante y muy castigada, porque en 2011 la gente tomó unos terrenos de la empresa Ledesma, la Justicia mandó a desalojar, hubo cuatro muertos y 32 heridos, algo muy grave, y estas viviendas eran para esta gente, que sufrió la represión y hoy sigue sin viviendas.

O sea que mientras se peleaba públicamente con la Tupac Amaru eran socios.

– Eran el dúo Pimpinela: arriba del escenario se peleaban, pero abajo hacían negocios juntos.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Gran corrupción: Scioli y su entorno, más complicados por las causas judiciales

Son varios los frentes abiertos en los que la Justicia avanza sobre denuncias por posibles actos de fraude y lavado de activos a través de empresas fantasma

Vergüenza internacional: la Argentina fue excluida de las pruebas PISA

La organización cree que el gobierno de Cristina Kirchner modificó arbitrariamente los lugares donde se tomaron los exámenes para alterar los resultados