Golpe de Estado en Turquía

Turquía: Erdogan lanza su contraofensiva con una purga militar y judicial

El presidente islamista detuvo a más de 2800 militares, destituyó a 2500 jueces y volvió a acusar al clérigo Fethullah Gülen, exiliado en los Estados Unidos, de orquestar la sublevación

domingo 17 de julio de 2016 - 12:51 pm

La situación en Turquía generó preocupación. El fallido golpe militar que hundió al país europeo en el caos y mantuvo en vilo al mundo desembocó ayer en una clara manifestación de fuerza del gobierno de Recep Tayyip Erdogan.

El presidente islamista no perdió el tiempo: detuvo a más de 2800 militares, destituyó a 2500 jueces y volvió a acusar al clérigo Fethullah Gülen, exiliado en Estados Unidos, de orquestar la sublevación.

El gobierno turco dio por sofocado ayer el alzamiento de un sector de las fuerzas armadas, que fracasó fundamentalmente por la resistencia de la población en las calles.

Aún no está claro quién está detrás del intento de golpe, que dejó por lo menos 256 muertos y 1440 heridos. La sublevación de anteanoche logró la unión de los cuatro partidos políticos con representación parlamentaria y dio la oportunidad al gobierno de realizar purgas y detenciones.

LEA MÁS  "A mi me llamás señor presidente": el enojo de Macron con un joven

Unos 2839 militares rebeldes fueron detenidos, entre los que se encuentran varios generales, incluido el comandante del tercer ejército, el general Erdal Ozturk.

Además, 2745 jueces fueron destituidos en todo el país por la Junta Superior de Jueces y Fiscales, según informó la agencia de noticias progubernamental Anadolu y el canal de televisión NTV News.

Al mismo tiempo, la policía detuvo al juez de la Corte Constitucional Alparslan Altan -la más alta instancia legal del país- y a diez jueces del “Danistay” (Consejo de Estado), uno de los organismos supremos de la judicatura turca.

LEA MÁS  Intervino con su arte en una fortaleza de Francia

En tanto, miles de manifestantes exigieron ante el Parlamento de Ankara que se reinstaure la pena de muerte en Turquía. “¡Queremos ejecuciones, la pena de muerte!”, gritaban los manifestantes. “Decinos que peguemos y vamos a pegar, decinos que matemos y vamos a matar”, fue otro de los lemas dirigido aparentemente a Erdogan.

Al respecto, el primer ministro turco, Binali Yildirim, que habló en el Parlamento, dijo que la pena de muerte fue eliminada de la ley turca. Sin embargo, señaló que se debaten “medidas adicionales” para evitar este tipo de “disparates”.

LEA MÁS  Elecciones en Turquía: Recep Erdogan consigue su reelección

Por su parte, Erdogan señaló que sobre ello debe decidir el Parlamento. En un discurso ante sus seguidores en Estambul, el presidente dijo “que todos los reclamos serán valorados, analizados y discutidos en un país democrático”.

Erdogan volvió a responsabilizar a su antiguo aliado y ahora enemigo Gülen y a su cofradía islámica, a los que el presidente lleva años acusando de haber creado una “estructura paralela” dentro del Estado con el objetivo de derrocarlo.

COMENTARIOS