Pokemon Go

De no creer: dejó su trabajo para dedicarse a ser un maestro Pokémon

¿Loco, apasionado o fanatico de Pokémon? Él dice que sólo está buscando aventuras

tom-currie

La fiebre de Pokémon Go parece no conocer límites. La aplicación de realidad aumentada de Nintendo está cambiando la vida de las personas, como la de Tom Currie, un neozelandés que decidió renunciar a su trabajo para dedicarse de tiempo completo a cazar Pokémon.

Currie, de 24 años, decidió vivir su sueño gracias a Pokémon Go y dejar su trabajo en Auckland, Nueva Zelanda, para dedicarse a capturar Pokémon por dos meses. Así se lo explicó a The Guardian: “Quería tener una aventura. He estado trabajando por seis años y estaba desesperado por un descanso. Pokémon me dio la oportunidad de vivir ese sueño”.

(c) TheGuardian.com | Tom Currie

Todas las mañanas Currie prepara su mochila, abrigo impermeable, lunch y un café, para comenzar la aventura de capturar la mayor cantidad de Pokémon disponibles en el juego para móviles. Y no le fue tan mal, porque ya lleva 90 de los 151 que están disponibles al momento.

Para lograr ese impresionante número de capturas, viajó en 20 autobuses por Nueva Zelanda, y visitó seis islas. Todo eso, en menos de una semana.

Currie ha viajado ahorrando lo más posible, pero gracias al interés generado ya ha recibido propuestas para llevarlo a los rincones más alejados de su país, incluso tiene propuestas para realizar viajes a Estados Unidos, Canadá, Irlanda e India.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Guillermo Moreno defendió a Milani: “Es inocente, no tengo ninguna duda”

El ex secretario de Comercio dijo que es su “compañero, socio y amigo”; además, sugirió que el encarcelamiento del ex jefe del ejército es una estrategia del gobierno para tapar los descalabros políticos de la última semana

0217morenomilanig http://www.nexofin.com/archivos/2017/02/0217morenomilanig.jpg

Cómo son los primeros días de César Milani en prisión

S14SgqvYx_930x525 http://www.nexofin.com/archivos/2017/02/s14sgqvyx_930x525.jpg

El ex represor está detenido en una cárcel que fue un centro clandestino de detención junto a catorce presos más; se muestra enojado y preocupado