Salud

A tener en cuenta: afirman que jugos y las bebidas light elevan la obesidad e hipertensión

Un estudio en España detectó que tomar más de 5 vasos por semana aumenta el riesgo de desarrollar síndrome metabólico

Un dato a tener en cuenta si buscas realizar una dieta. Un estudio constató que lo que tomamos, incluso si es un jugo o una bebida light, juega un papel clave.

La investigación forma parte del estudio PREDIMED (Prevención con Dieta Mediterránea) y contó con la participación de la Universidad Rovira i Virgili, concluyó que beber más de cinco vasos por semana de bebidas azucaradas o edulcoradas, incluidas las light y los jugos de fruta, puede aumentar la obesidad abdominal, la hipertensión arterial, los niveles de triglicéridos en sangre, y reducir el colesterol bueno.

Los resultados, publicados en Journal of Medicine, indican que quienes consumen más de cinco vasos por semana de estas bebidas presentan entre un 14% y 74% más riesgo de desarrollar síndrome metabólico que aquellos que toman menos de un vaso.

Además, en el caso de las azucaradas, su consumo frecuente incrementa un 9% el riesgo de tener hipertensión y también de presentar niveles bajos de colesterol bueno.

En este trabajo se analizaron los datos de 1.868 participantes de entre 55 y 80 años sin síndrome metabólico al inicio del estudio, pero con un alto riesgo cardiovascular.

Los resultados refuerzan la hipótesis de que las bebidas azucaradas o edulcoradas y los jugos de fruta deben estar en la cúpula de la pirámide nutricional y que hay que disminuir el consumo.

Con los datos de este estudio se puede afirmar la importancia de seguir un patrón de consumo de alimentos y de bebidas más próximos a la dieta mediterránea para evitar la enfermedad. Mientras que beber una cantidad suficiente de agua (y vino tinto con moderación) son hábitos propios de los países mediterráneos, las bebidas azucaradas o edulcoradas, no.

El síndrome metabólico es un conjunto de factores de riesgo, como la obesidad abdominal, la hipertensión arterial, los niveles bajos de colesterol HDL en sangre y los elevados niveles de triglicéridos y de glucosa. Se calcula que una cuarta parte de los adultos en países desarrollados lo sufre.

Las personas que lo sufren tienen un riesgo tres veces mayor de sufrir un infarto de miocardio o un derrame cerebral y un riesgo dos veces mayor de morir a causa estas causas, en comparación con las que no lo padecen.

Fuente: La Vanguardia

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Malcorra reclamó un gabinete con paridad de género y aseguró: “Mi tema era mujer en la Casa Blanca”

La Canciller aseguró que “el gobierno del siglo XXI” debería tener una representación de género equitativa. Además, sostuvo que “el Presidente es sensible a ese tema”

Se encadenó en el Vaticano para exigir la libertad de los presos políticos en Venezuela

La esposa de Leopoldo López inició una protesta pacífica en el Vaticano para pedir que liberen a su marido y otros dirigentes de la oposición