Negocios

Acusado de estafa, el empresario K Sergio Szpolski cambió los medios por el espionaje

A pesar de haber estafado a sus empleados, Sergio Szpolsky sigue con su rutina diaria en el exclusivo barrio de Puerto Madero. En su nueva firma, se mezclan espías y ex altos rangos del ejército israelí

sergio_szpolski

Sergio Szpolsky, el empresario K que más se benefició con la pauta oficial recibió sólo entre 2009 y 2015 recibió por parte de la Jefatura de Gabinete más de 800 millones de pesos. A pesar de haber acumulado capital como nunca antes, Szpolski dejó de pagar sueldos y no indemnizó a la mayoría de sus empleados, y acumuló también exorbitantes deudas con proveedores y el Estado.

Según publicó hoy el diario Perfil, la rutina de Sergio no cambió, llega al edificio Buenos Aires Plaza, detrás del Hilton, a bordo de su lujosa 4×4 manejada por su chofer de siempre. Aunque ahora tiene una nueva ocupación: una empresa de seguridad en la que se mezclan sus contactos con espías locales y con ex reservistas del ejército israelí y del Mossad.

Se trataría de una empresa vinculada a SLS Consulting & Training, creada en Tel Aviv en 2002, y que abrió su filial en Buenos Aires bajo el nombre SLS Argentina. La empresa está dirigida por militares de alto rango del ejército isarelí, uno de ellos ex jefe de las fuerzas especiales de la policía y otro ex jefe del Ministerio de Defensa. La compañía se dedica a brindar planes integrales de seguridad y cuenta entre sus clientes a la aerolínea Avianca, la ciudad de Bucarest, estadios en Nueva Zelanda y un cuerpo de ingenieros del ejército de los EE.UU., entre otros.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Video: mirá el calamitoso estado en el que Cristina entregó la Casa Rosada

Un video que se hizo viral en Youtube muestra la Casa de Gobierno por dentro en Enero de 2016; azulejos rotos, techos con humedad y cables pelados, entre otras cosas

No hay caso: la Cámara Federal de Casación rechazó el pedido de Timerman y sigue en pie la causa de Nisman contra Cristina

La Sala I de dicho tribunal decidió rechazar el pedido del ex Canciller y deberá declarar el 19 de diciembre; es para definir si se reabre o archiva la denuncia del fallecido fiscal contra Cristina Kirchner y otros funcionarios