Los estudiantes de la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA se encuentran con muchas rarezas en sus carreras, pero ninguna tan alevosa como el parcial que los alumnos de Relaciones de trabajo se encontraron en el segundo parcial -domiciliario- de Economía Política del profesor Julián Denaro, que parecía más un panfleto político que una instancia académica de evaluación.

Las consignas pedían “describir la forma en que las medidas del gobierno actual atentaron contra tu poder de compra y nivel de vida” y exigía que los alumnos lo relacionaran con artículos de autoría del docente, con títulos del tipo “Cambiemos de modelo” o “Una masa”.

 

Para quienes no votaron a Mauricio Macri, Denaro les propone que entrevisten a alguien que lo haya votado y “tirarle la lengua”, un proceso para el que les da a los alumnos una serie de preguntas que deben hacerle al entrevistado, del tipo: “De verdad querés darle tiempo a un presidente que sacó los impuestos a los ricos para trasladárselo a lo no ricos?”.

Si el entrevistado te manda a la mierda le decís que el profesor tuyo está loco y que no te aprueba si el trabajo no está completo y si sigue mandándote a la mierda lo escribís. Toda descripción es parte del trabajo. Será parte de un documento histórico de un momento histórico de nuestro país. Hacerlo con responsabilidad”, concluye.

Denaro es un economista de poca relevancia en la academia, pero prolífico colaborador de medios filokirchneristas. Se desempeña como profesor adjunto en la Universidad de Buenos Aires, en la de La Matanza y en la del Oeste, y es autor de obras como “Economía Política con Justicia Social” y “Macroeconomía para el Crecimiento Inclusivo”, que obliga a leer a sus alumnos.