Salud

El cansancio de ojos y un simple remedio

El esfuerzo físico intenso deja huellas no sólo en músculos como los de las piernas y los brazos: también la vista cuando es sometida a situaciones extenuantes

El esfuerzo físico intenso deja huellas no sólo en músculos como los de las piernas y los brazos: también los ojos acusan recibo cuando son sometidos a situaciones extenuantes.

Lágrimas artificiales, anteojos adecuados (y la visita imprescindible al oftalmólogo) son las recomendaciones principales para aliviar la fatiga ocular. Y a ellos se suma un aliado impensado: el tan amado café, consumido -como se aconseja siempre- en cantidades prudenciales.

Según un estudio realizado en la Universidad de Auckland (Nueva Zelanda) y publicado en la revista Scientific Reports, el consumo de café alivia los síntomas de la fatiga ocular.

LEA MÁS  Pronto será posible medir la fertilidad del semen con el celular

Cómo se hizo el estudio

Los investigadores llegaron a esta conclusión luego de haber estudiado a ciclistas entrenados a quienes se les pidió hacer tres horas de bicicleta fija.

Los participantes fueron divididos en dos grupos. Algunos de ellos, durante este ejercicio, consumieron una cantidad de cafeína equivalente a la que contienen dos tazas de café, mientras que otros bebieron -a modo de placebo- café descafeinado.

LEA MÁS  Atención mujeres: cómo hacer gimnasia contra las arrugas

Estudiando el movimiento de los ojos, mediante un sistema de seguimiento ocular (tracking-eye), los especialistas advirtieron que en el segundo grupo el ejercicio intenso causó un desequilibrio de los neurotransmisores (las sustancias químicas que transmiten señales entre las células cerebrales), lo cual resultó en una disminución en el movimiento rápido de los ojos.

En los participantes que consumieron bebidas con cafeína, en cambio,ese equilibrio se restableció, lo cual derivó en una mejora en los movimientos oculares. Esto no sucedió entre los que bebían café descafeinado, por lo cual se descartó el efecto placebo.

LEA MÁS  Mitos y verdades sobre las manchas en el rostro

“Las vías neurológicas que controlan los movimientos de los ojos parecen ser nuestro eslabón más débil “, dice Nicholas Gant, autor principal del trabajo. “Este es el primer estudio que demuestra cómo el control de los movimientos oculares se ve comprometido luego de un ejercicio fatigoso.”

Fuente: La Repubblica.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO