Declaraciones Juradas

Este es el listado de los más ricos del Gobierno

Los datos se desprenden de la primera presentación realizada por los funcionarios ante la Oficina Anticorrupción (OA). Sus principales activos están en los Estados Unidos y sus inversiones se canalizan en acciones o bonos de la Argentina

Los CEO de empresas multinacionales que desembarcaron en la gestión pública de la mano de Mauricio Macri son los funcionarios más ricos del gabinete. Juan José Aranguren, ex número uno de Shell; Mario Quintana, fundador del fondo Pegasus, y Gustavo Lopetegui, ex gerente de LAN Argentina, son los más acaudalados.

Sólo el ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, que también trabajó durante largos años en la actividad privada, se coló en el podio.

Según indica el diario La Nación, los datos se desprenden de la primera presentación realizada por los funcionarios ante la Oficina Anticorrupción (OA).

Sus fortunas comparten algunos rasgos comunes: sus principales activos están en Estados Unidos y sus inversiones se canalizan en acciones o bonos de la Argentina. Ninguno, sin embargo, está cerca de igualar al Presidente, que declaró hace dos semanas un patrimonio de $ 110 millones.

El más rico del gabinete es el ministro de Energía, Juan José Aranguren, que declaró bienes por $ 86 millones en 2015.

Durante su último año en la actividad privada, el ex ejecutivo de Shell duplicó su patrimonio gracias a la indemnización que recibió por parte de la petrolera después de tres décadas de trabajo, aclaró el funcionario en las observaciones de su declaración jurada.

El 13 de julio de 2015, dos semanas después de su retiro, Aranguren compró US$ 2,4 millones a $ 13,46 “vía la modalidad contado por liquidación”, especificó el funcionario.

El dinero fue depositado en una cuenta en Estados Unidos -su principal activo-, que al final del ejercicio 2015 sumó US$ 3,8 millones. El funcionario declaró otro medio millón de dólares en efectivo.

Por último, Aranguren informó acciones en Shell por US$ 1,2 millones, de acuerdo con la cotización del 31 de diciembre de 2015. Las acciones, que son parte de su patrimonio hasta la actualidad, le valieron una denuncia por supuestas incompatibilidades con su rol como ministro de Energía, que impulsó el fiscal Carlos Stornelli.

Otro ex empresario, Mario Quintana, actual coordinador del gabinete económico, informó bienes por $ 61 millones. Su principal activo son bonos Bonar 2014 y Boden 2017, la mayoría adquiridos durante 2015, por un total de $ 21 millones.

El ex presidente de Farmacity, ahora mano derecha de Marcos Peña en la gestión, declaró $ 2 millones en el fondo Pegasus, $ 9 millones en Partners I SA y otros $ 2,5 millones en Grupo Clarín SA, al finalizar 2015.

El funcionario informó también acciones en Santander Río, Petrobras Argentina, Siderar SA, Transportadora de Gas del Sur, Tenaris, YPF y Banco Macro, entre otras.

Pero se habría desprendido de una parte de esas inversiones al desembarcar en la Casa Rosada. “Las acciones de cotización pública las vendió o las donó a sus hijos”, dijeron desde Presidencia.

Quintana también declaró inversiones en Estados Unidos: una participación en JIC Investments LLC por US$ 350.000 y una cuenta corriente por US$ 110.000.

Prat-Gay completa el podio. El ex ejecutivo de JP Morgan declaró bienes por $ 53 millones. ¿Su principal activo? Depósitos en Estados Unidos por US$ 3 millones.

Entre las inversiones del ministro en 2015 aparece la consultora APL Economía, cuya participación roza los $ 4 millones, un activo que analizó la OA por posibles incompatibilidades con su rol como funcionario público (ver aparte). “La consultora no está operativa. Se cerró”, afirmó su vocera.

Prat-Gay, además, invirtió $1 millón en el country club de golf Arelauquen, en Bariloche.

El ministro de Hacienda disfruta de una camioneta Audi Allroad (2009), un deportivo Alfa Romeo Giulietta Quadrifoglio (2012), una camioneta Nissan Pathfinder (1997) y un cuatriciclo Yamaha.

Gustavo Lopetegui, otro de los alfiles de la gestión económica, duplicó su patrimonio: informó bienes por $ 25 millones. Su mayor activo son bonos argentinos como Bonar 2017 y 2024 o Discount 2033 por $ 12 millones, que atesora en Estados Unidos.

El ex CEO de Lan Argentina declaró una casa de 700 metros cuadrados en el barrio de Belgrano por 1,7 millones y un porcentaje minoritario sobre 12 locales en la provincia de Santa Fe. Además, Lopetegui invirtió $ 2,5 millones en Pampa Cheese SA, una productora de quesos.

Federico Sturzenegger, presidente del Banco Central, declaró bienes por $ 18 millones; su patrimonio se valorizó $ 5 millones durante 2015.

El ex diputado informó $ 7 millones en acciones del Banco Macro, YPF y la constructora IRSA, todos atesorados en Estados Unidos, al igual que bonos argentinos por $ 1 millón. A principios de 2015 esos fondos estaban en Luxemburgo, detalló el funcionario.

En el otro extremo, Marcos Peña es el funcionario más austero. El jefe de Gabinete declaró un patrimonio de $ 515.000, que incluye un departamento de 77 metros cuadrados y una VW Surán modelo 2013.

En la misma línea, la vicepresidenta, Gabriela Michetti, declaró bienes por poco más de $ 1 millón. Su principal activo es su histórico PH del barrio de Balvanera, que cotizó en $ 840.000.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Michetti defendió, aunque con reparos, el polémico decreto sobre el blanqueo

La vice presidenta aseguró que “de acuerdo a como me la explican no creo que esté mal” el decreto presidencial que permite a los parientes de funcionarios blanquear sus capitales