Valeria Piazza, de 36 años, elegida este año como Miss Perú, tuvo una mala experiencia durante una sesión de fotos a orillas del río Shilcayo, cerca de Tarapoto, una importante localidad turística de la amazonas peruano. La modelo estaba posando cuando vio una pierna humana flotando en el agua, según informó el sitio El Comercio de Perú.

Los productores inmediatamente alertaron a las autoridades, quienes trasladaron los restos del pie para que sea revisado por médicos forenses. Allí determinaron que el miembro perteneció a un hombre que había sido cercenado de manera quirúrgica, posiblemente en un centro de salud.