Salud

Nueve productos de higiene personal que jamás deberías prestar

Para protegernos de ciertos contagios, es mejor evitar compartir ciertos elementos o en su defecto tomar ciertas precauciones

pasta-de-dientes (1)

Algunos de los elementos de higiene personal son mas obvios que otros que no deben ser prestados, pero algunos inevitablemente los compartimos sin saber los riesgos.

Los científicos Dr. Whitney Bowe, dermatólogo certificado del Consejo de la Ciudad de Nueva York, y el Doctor Philip Tierno, profesor de microbiología y patología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nueva York nos explican por qué no debés hacerlo.

Jabón en barra

Después de cada uso, la barra no se autolimpia y se cubre de los organismos de la piel, ya sea microbios inofensivos, hasta patógenos graves causantes de enfermedades. Incluso si es antibacteriano, el  jabón en sí no es un asesino de gérmenes como el alcohol, asegura Bowe.

Y es aún peor si este elemento se encuentra en un plato mojado, ya que la humedad hace que sea más fácil para las bacterias, hongos y virus para crecer. Los riesgos más graves incluyen norovirus (gastroenteritis), resistencia a la meticilina y Staphylococcus aureus (CA-MRSA), una bacteria que causa infecciones graves.

Toalla

Este elemento junta bacterias, hongos y moho; son un caldo de cultivo para los gérmenes, especialmente cuando están colgadas en un baño húmedo. “Las toallas contaminadas pueden transmitir infecciones por hongos en la piel, bacterias que causan el acné, e incluso conjuntivitis,” afirma Bowe.

Máquina de afeitar

“Cuando te afeitás, la navaja recoge las células muertas de la piel y se mezclan con las bacterias “, explicó Tierno. Como se mencionó antes, algunas personas pueden llevar bacterias nocivas en la piel sin enfermarse, por lo que es imposible saber si una máquina está contaminada. Pero podría contagiar enfermedades de transmisión sanguínea como la hepatitis y el VIH.

Pinzas de depilar

Si se utilizan cuando las verrugas y los hongos están en nuestros dedos de las manos y pies,compartirlos podría causar hongos en las uñas o incluso los tipos de VPH que causan verrugas plantares. Se aconseja limpiarlos con alcohol después de cada uso.

Pueden compartirse siempre y cuando no estén súper sucias, ya que pueden convertirse rápidamente en herramientas para la transferencia de enfermedades de transmisión sanguínea. “Es raro, pero es posible transferir la hepatitis C o el VIH mediante el uso de pinzas contaminadas“, afirma Bowe.

Desodorante a bolilla

Algunos desodorantes funcionan matando las bacterias que causan mal olor, por lo que los ingredientes antibacterianos proporcionan mayor protección. Pero otros, especialmente los tipos orgánicos, simplemente enmascaran el olor a perfume, así que es fácil para los gérmenes de la axila para crecer en estos. Es mejor no compartir o en su defecto limpiar el stick hacia abajo con una bola de algodón empapada en alcohol.

Bálsamo labial

“Las bacterias se pueden transferir a través de las membranas de la boca en el torrente sanguíneo”, afirma Bowe. Los labios tienen una extensa red de vasos sanguíneos justo debajo de la superficie, listos para absorber todo lo que aplica en la boca, incluyendo los gérmenes. “El virus del herpes simplex, que causa el herpes labial, se puede propagar entre dos personas que comparten bálsamo labial, incluso si la persona infectada no tiene llagas visibles“, dice Bowe.

Cepillo de dientes

“Incluso si enjuagás el cepillo de dientes después de usarlo, todavía hay bacterias en las cerdas y crecerán durante la noche“, dice Tierno. Tus propios gérmenes bucales no harán que te enfermes, pero las bacterias en el cepillo de dientes transmitan nuevos patógenos que causan el resfriado común, el estreptococo y el norovirus.

Pasta dental

“No es tan malo como el cepillo de dientes, pero hay un cierto nivel de riesgo en el intercambio de pasta de dientes, especialmente si  el extremo del tubo toca con las cerdas,” dice Bowe. El tubo puede albergar bacterias donde tocó el cepillo de dientes que se transmiten con cada uso. Si vas a compartir, simplemente evitá tocar el extremo del tubo con tu cepillo o limpialo después de cada uso.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO