Política

La hermana kirchnerista del camarista Freiler, no quiere dejar el cargo

Su ascenso data de 2012, aunque trabaja en Medio Ambiente, ahora a cargo de Sergio Bergman, desde principio de los 90′. Desde el jueves pasado no va a trabajar por supuestos problemas en la cervical y no regresaría hasta el próximo lunes, certificado mediante

miércoles 4 de mayo de 2016 - 6:38 am

Un verdadero capricho político. Ella no quiere dejar su cargo. Primero se excusó por un problema de salud. Ahora denunció violencia. Hace meses hacia campaña a favor de Daniel Scioli. ¿De quién estamos hablando?

Según indica el portal Expediente Político, el cambio de gestión fue una pésima noticia para Silvia Freiler, hermana del camarista. Hace pocos meses militaba a favor del proyecto nacional y popular, pero ahora no quiere dejar su cargo en el Ministerio de Ambiente.

LEA MÁS  Frigerio y el paro de la CGT: "No tiene sentido"

La mujer tiene reemplazo hace varios meses en la dirección de Comunicación Ciudadana. Igualmente se niega a dejar su puesto y decidió atrincherarse en su despacho.

Según se pudo saber, en el medio de las negociaciones, la funcionaria invocó varias veces el nombre de su hermano, Eduardo Freiler, y su llegada al mundo K.

Su ascenso data de 2012, aunque trabaja en Medio Ambiente, ahora a cargo de Sergio Bergman, desde principio de los 90′.

LEA MÁS  El paro costará casi 29 mil millones de pesos a la economía

Desde el jueves pasado no va a trabajar por supuestos problemas en la cervical y no regresaría hasta el próximo lunes, certificado mediante. En el medio protagonizó una discusión escandalosa con el jefe de Recursos Humanos del Ministerio, que la encaró y le pidió el cargo.

Freiler dijo que era un acto de violencia. Y retrucó con un pedido de unidades retributivas para compensar la pérdida del cargo de directora, por el que cobra más de 30 mil pesos. Perlitas del Estado.

LEA MÁS  Panamá Papers: los argentinos blanquearon $3100 millones

A todo esto, el hermano ntenta resistir el embate del Gobierno, que lo quiere afuera de la Sala I de la Cámara Federal al igual que a su colega “Paty” Balleresto. Durante el último semestre le volaron carpetazos por todos lados. Por ahora resiste.

COMENTARIOS