Caso Báez

Jorge Chueco, pieza clave para la ruta del dinero K y bomba de tiempo para Lázaro Báez

El abogado del empresario K fue detenido en Paraguay esta tarde y ya se encuentra en la Argentina. Le compró a Federico Elaskar la financiera SGI a través de una operación confusa y está vinculado por varias empresas a Báez. Antes de ser apresado quiso suicidarse

Chueco

La detención de Jorge Chueco, el abogado del empresario K Lázaro Báez, se produjo este martes en el hotel más lujoso de la ciudad paraguaya de Encarnación, el Le Club Resortde. Allí se alojó bajo la identidad de Antonio Cubillas e intentó suicidarse, pero un empleado se percató y lo detuvo. Eso fue clave para la detención posterior. El letrado ya se encuentra en la Argentina. 

El comisario paraguayo Juan Barúa dijo a la radio ABC Cardinal que se dio cumplimiento a la orden de captura internacional por el caso de lavado de dinero donde está preso el empresario Lázaro Báez. Además Chuco había ingresado al país limítrofe con documentación falsa.

“El uniformado comentó además que el ahora detenido no poseía documento alguno cuando llegaron a él los policías y adelantó que la información sobre su aprehensión ya fue comunicada a las autoridades argentinas”, señaló el diario, aunque en el juzgado federal de Sebastián Casanello trascendió que hasta las 18 de hoy no habían sido notificados.

Chuco, una bomba de tiempo para Lázaro Báez

Jorge Chueco es una figura central en la ruta del dinero K. Compró la financiera SGI, conocida como “La Rosadita”, tiene una relación estrecha con Báez e integró el directorio de la empresa favorecida por la obra pública K, Electroingeniería. Además, figura como titular de Sernorte Holidng y otras empresas en España y Uruguay.

Chueco le compró la financiera SGI a Federico Elaskar a través de una maniobra confusa. Como apoderado de Helvetic Services Group, la misteriosa firma radicada en Suiza vinculada a Báez, endosó nueve cheques por los que volvieron a Austral Construcciones U$S 65 millones que habían sacado vía la financiera SGI.

La semana pasada, en diálogo con TN, la diputada del Parlasur Mariana Zuvic contó que el fiscal José María Campagnoli demostró que, a través de Helvetic Service Group, se “repatrió” parte del dinero de Lázaro Báez y Austral Construcciones desde Suiza.

Esto ocurrió mediante una operatoria de compra de bonos de deuda argentina que luego se cambiaron en una financiera llamada Financial Net por pesos. “Esos cheques estaban firmados por Chueco. En ese momento eran 208 millones de dólares”, recordó la diputada.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Criminalización de la política monetaria

Argentina ha cruzado un nuevo y peligroso límite. La “mesa” del Banco Central se ha convertido en un campo de batalla de la política. Por Javier Bolzico

Ganancias: María Eugenia Vidal muy dura con lo aprobado por Massa y el kirchnerismo

La gobernadora bonaerense criticó con dureza el proyecto de rebaja del impuesto impulsado por el kirchnerismo y que apoyó toda la oposición, en especial Massa, en Diputados