Caso Báez

Lázaro Báez preso: pasa sus días solo, enfermo y sin visitas

Hasta el momento, solo pudieron verlo sus abogados. Recibe asistencia médica, por sus problemas de salud. Es vigilado con cámaras durante las 24 horas y sin ningún tipo de beneficio

Lázaro Baéz actualmente pasa sus días detenido en el Penal de Ezeiza. Sin visitas familiares y sin privilegios. Su hijo Martín investigado también por lavado de dinero, lo vio por última vez en Tribunales la semana pasada y aún no logró que lo autoricen para ver a su padre. 

Según indica el diario Clarín, con su empresa sin operar y al borde de la quiebra, es vigilado con cámaras durante las 24 horas y sin ningún tipo de beneficio.

Con un cuadro diabético, problemas de presión y una arritmia, incrementado por el complejo escenario judicial, la salud del empresario K no atraviesa el mejor momento. Recibe controles rigurosos y continuos ya que algunos parámetros se desajustaron, “producto del estrés”.

El escenario más impensado es al que debe adaptarse hoy: se encuentra en un pabellón para hombres de baja conflictividad y para hombres mayores de 50 años, en una celda de pequeñas dimensiones.

Por su estado de salud, debe cumplir diariamente con su medicación y “lo ideal” como describieron desde su entorno, sería una dieta específica pero reconocieron que “no hay menú en el penal”.

Pese a que su hijo inició todos los trámites correspondientes para poder ingresar al penal en los días asignados para las visitas, aún no consiguió la autorización para poder ir y reencontrarse con su padre. Hace una semana que intenta verlo.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Video: mirá el calamitoso estado en el que Cristina entregó la Casa Rosada

Un video que se hizo viral en Youtube muestra la Casa de Gobierno por dentro en Enero de 2016; azulejos rotos, techos con humedad y cables pelados, entre otras cosas

No hay caso: la Cámara Federal de Casación rechazó el pedido de Timerman y sigue en pie la causa de Nisman contra Cristina

La Sala I de dicho tribunal decidió rechazar el pedido del ex Canciller y deberá declarar el 19 de diciembre; es para definir si se reabre o archiva la denuncia del fallecido fiscal contra Cristina Kirchner y otros funcionarios