Elecciones

Perú va a las urnas para definir si quiere a otro Fujimori en el poder

Keiko, hija del ex presidente, es la favorita para ganar la primera vuelta. Sin embargo, no le alcanzaría para evitar el ballotage, donde deberá definir ante el liberal Pedro Pablo Kuczynski o la socialista Verónika Mendoza

FUJIMORI

Diecinueve candidatos se lanzaron al ruedo cuando sonó la campana de largada. Pero sólo diez llegaron a las elecciones de hoy en Perú, y apenas tres tienen verdaderas chances de seguir en la competencia.

Entre todos ellos, sobresale Keiko Fujimori, heredera política de su padre. El lidera, con el 34,4% de la intención de voto, a cómoda distancia de sus rivales, pero no tanto para alcanzar el triunfo.

Esa pelea por acompañar a Keiko en el balotaje es tanto generacional como ideológica: de un lado, un liberal de centroderecha, exponente de la aristocracia blanca de Lima, Pedro Pablo Kuczynski, de 77 años. Del otro, la candidata del izquierdista Frente Amplio, Verónika Mendoza, nacida en la combativa Cusco hace 35 años, sicóloga egresada de la Universidad de París VII y con un máster en Ciencias Sociales de la Soborna Nueva.

Los tres van por el premio mayor, la presidencia, aunque saben que deberán refrenar sus ansias y esperar la segunda vuelta. En la intención de voto, a Keiko la siguen Kuczynski (16,8%) y Mendoza (15,5%), en empate técnico, lo que centra el interés en descubrir quién irá al ballottage con Fujimori.

Sin embargo, para Keiko no es cuestión de sentarse a mirar el show. Es que ella tiene un núcleo duro que la sostiene, pero no logra seducir al resto del electorado, con la cautela lógica que genera la hija de quien cumple una condena de 25 años de cárcel por todo tipo de desafueros durante su gobierno.

Su estrategia, entonces, fue  variar por primera vez el discurso y tomar cierta distancia de aquel régimen que solía defender sin matices. Se presenta, en definitiva, como un “fujimorismo light“.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Escándalo: advierten que la Legislatura “blanqueó la coima” en la industria farmacéutica

El Sindicato de los Agentes de Propaganda Médica de la República Argentina afirmó que el proyecto habilita los sobornos a médicos por parte de los laboratorios, reunidos en la Cámara Industrial de Laboratorios Farmacéuticos Argentinos (CILFA)