Política

El Estado argentino deja la señal Telesur

Tras varias semanas de análisis jurídico, Hernán Lombardi y Jorge Grecco resolvieron abandonar la señal. ""Nuestro país no tenía ninguna injerencia en los contenidos ni en su gerenciamiento", indicó el ministro de Medios y Contenidos Públicos

Telesur

El Estado argentino ya no integrará la sociedad propietaria de Telesur, la señal multiestatal de noticias que emite desde Caracas y es manejada por el gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro. Así lo informó el diario La Nación

La señal fue lanzada por el fallecido Hugo Chávez en 2005 con el objetivo de ser una voz alternativa al flujo informativo “hegemónico” y “neoliberal”. Sin embargo, de inmediato se convirtió en vocera de los los gobiernos populistas que la financiaron, entre ellos los de Néstor y Cristina Kirchner.

Tras varias semanas de análisis jurídico, el ministro de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi, y el secretario de Comunicación Pública, Jorge Grecco, resolvieron abandonar La Nueva Televisión del Sur C.A., la compañía estatal integrada por los gobiernos de Venezuela, Cuba, Ecuador, Bolivia, Nicaragua, Uruguay y, hasta ahora, Argentina (que tenía el 16% de las acciones).

“Nuestro país no tenía ninguna injerencia en los contenidos de la señal ni en su gerenciamiento. Esta determinación va en línea con lo que nos hemos propuesto para los medios públicos en términos de pluralismo y austeridad”, resumió el ministro Lombardi, que había anticipado este paso en diciembre pasado.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

“Sergio Massa es la persona menos confiable del sistema político argentino”

Marcos Peña, en representación del Gobierno Nacional, salió con los tapones de punta luego que el líder del Frente Renovador pactara con el kirchnerismo para aprobar su proyecto de Ganancias

Coimas en Cerro Dragón: una cuenta suiza complica más a Pan American Energy

En las últimas semanas se detectaron movimientos sospechosos de una cuenta del ex funcionario K Santiago Walter Carradori que recibió cientos de miles de dólares por parte de Pribont, vinculada a Pan American Energy (PAE)