Triple Crimen

Cristian Lanatta rompió el silencio: “Nos abrieron las puertas y nos escapamos, así de simple”

Tras ser recapturado tras una intensa búsqueda, uno de los acusados del Triple Crimen habló por primera vez. "Nos llevaron a un lugar donde había un sicario. Y nos fugamos de ahí porque sino éramos boleta", contó

cristian-lanatta

Cristian Lanatta, acusado por ser uno de los autores materiales del Triple Crimen de General Rodríguez, rompió el silencio a pocos meses de ser recapturado y aseguró que les “abrieron las puertas” del penal y aclaró que se escaparon porque estaban “amenazados”.

En diálogo con el portal BigBangNews, Lanatta contó: “No pensábamos entregarnos. Estábamos dispuestos a todo para seguir en la calle. Algunos periodistas dijeron muchas mentiras. Ya se sabrá la verdad, muy pronto”. 

Consultado si existieron planes detrás de la fuga, el acusado de homicidio aseguró: “Mucho no podemos hablar de eso porque tenemos que declarar. Pero te puedo decir que no planeamos nada. Nos sacaron de un día para otro. Así de simple. Nos abrieron las puertas y salimos. Y vivimos una situación horrible y volvimos a escapar”.

Además, prefirió no adelantar si declararán en la Justicia contra Aníbal Fernández y aclaró que “no puede” hablar de eso por el momento.

Al explicar las causas de su escape, Cristian Lanatta reveló: “Nos llevaron a un lugar donde había un sicario. Y nos fugamos de ahí porque sino éramos boleta”.

Por otra parte, habló de los días que estuvieron prófugos, ante un inmenso operativo que desplegó la Policía Federal y Gendarmería en varias provincias. “Fue todo improvisado. Los catorce días de la fuga fueron una película de lo que aún no logro salir. Estábamos sin protección, sin un peso, no pensábamos ver a ningún narco. Involucraron a mucha gente que no tenía nada que ver y no quiero nombrar. Sólo queríamos fugar de una emboscada que nos hicieron cuando nos sacaron de la cárcel. Luchamos por nuestra vida porque estábamos en peligro. Nos querían matar, había un plan para matarnos a sangre fría. No íbamos a entregarnos, pensábamos resistir. Pero el hambre y la sed nos debilitaron”.

En 2013 los Lanatta fueron presos a un penal de Sierra Chica, de donde intentaron escaparse tras limar los barrotes de una ventana. No obstante, los guardiacárceles se dieron cuenta del plan y lo frustraron. Por tal motivo, los hermanos Lanatta y Schillaci fueron trasladados a la Unidad Penal 30 de General Alvear, de donde se escaparon con un arma de juguete durante la madrugada.

cristian lanatta

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO