Tecnología

Las computadoras dirán si una pareja corre peligro

La tecnología y sus usos en la vida no paran de sorprendernos, esta vez un grupo de científicos asegura que mediante el uso de ordenadores podrá determinarse la suerte conyugal

propuesta-matrimonio

Cada día es más sorprendente e inimaginado el papel que tiene la tecnología en nuestra vida cotidiana. En este caso, según unos investigadores norteamericanos, las computadoras personales podrán determinar, mediante el análisis de ciertas variables, si un matrimonio o pareja está condenado al fracaso o aún hay esperanza de un futuro juntos por siempre para los enamorados.

Aparentemente, además de los muchos terapeutas, psicólogos y consejeros matrimoniales que hay disponibles para intentar analizar a las parejas, ahora además la tecnología estará ocupando un lugar en ese campo y especialidad. Unos investigadores de las universidades de Utah y California del Sur, ambas en los Estados Unidos, desarrolló una aplicación capaz de analizar la realidad de una pareja.

Mediante el análisis del habla de los integrantes de la pareja al momento de describir la vida marital, teniendo en cuenta ciertas variables como tono, cadencia, ritmo o volumen, el software dará un veredicto en torno a si la pareja atraviesa un buen momento y si tiene o no futuro. Los especialistas maritales no demoraron en defenestrar el invento, el tiempo dirá si tenían razón y este programa es un fiasco o si realmente es útil.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Subte: paro de todas las líneas por la muerte de un trabajador electrocutado

Sucedió en los Talleres Colonia de la Línea H a las 2 de la mañana. El protagonista estaba arreglando un aire acondicionado. No se sabe cuándo se reestablecerá el servicio

Laspina sobre Ganancias: “No hay ninguna coherencia entre lo que decían antes y hacen ahora”

El presidente de la comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados, criticó a la oposición al afirmar que “se quieren llevar por delante a un gobierno con una reforma que no hicieron durante doce años”