Sindical

Un polémico “regalo” gremial que le dejó Cristina a Macri, minutos antes de irse

Los primeros días de diciembre, la ex mandataria le ordenó a Carlos Tomada firmar una polémica resolución con los trabajadores precarizados

DYN32.JPG

Por pedido expreso de Cristina Fernández de Kirchner y a pocos minutos de terminar su gestión, Carlos Tomada firmó una resolución que le otorga la “personería social” a la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), una entidad que agrupa a precarizados (cartoneros, vendedores ambulantes, campesinos, costureros, motoqueros, cooperativistas, artesanos y obreros de empresas recuperadas) y que venía pidiendo que los trabajadores informales tuvieran los mismos derechos que los formales.

LEA MÁS  Video: la reacción del sindicalista "retado" por Macri en pleno discurso

De esa forma, aseguraban que podrían acceder al salario mínimo, obra social, vacaciones pagas, licencias, ayuda escolar y pago de asignaciones familiares.

El entonces ministro de Trabajo de la Nación se resistía a darle a la CTEP la personería gremial, que la habilita acontar con los mismos privilegios que los sindicatos.

LEA MÁS  Justicia ordenó llamar a paritaria nacional docente y el Gobierno apelará

Una de las caras visibles de la CTEP es Juan Grabois, uno de los dirigentes que organizó a los cartoneros en Capital y que estaría apadrinado por el Papa Francisco, otro de los motivos por los cuales algunos sectores del kirchnerismo se resistían al pedido, ya que temen de la intención de disputarles el control de la calle y el manejo de los trabajadores informales a través de los subsidios estatales, de acuerdo a lo publicado por el diario La Nación.

LEA MÁS  Duras discusiones en la CGT y nuevos rumores de ruptura

También integran la CTEP organizaciones kirchneristas como el Movimiento Evita, dirigido por Emilio Pérsico, y otras de sesgo opositor como Marea Popular y el Frente Darío Santillán.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO