Sociedad

El avión que se despistó e incendió esta mañana viajaba a buscar a la hija y a la mujer de Lázaro Báez

La aeronave Learjet modelo 35 que es propiedad del empresario perdió el control mientras hacía las maniobras de despegue y se incendió. Solo viajaban los pilotos, quienes se encuentran a salvo

avion baez

Esta mañana se accidentó en el aeropuerto de San Fernando,a las 6.45, un avión Lear Jet35a, matrícula LV ZSZ, que pertenece al empresario Lázaro Báez. En la aeronave que se despistó e incendió viajaban solo los dos pilotos que pudieron escapar sanos y salvos.

Se trata de uno de los principales aviones que Báez y su familia utilizan para trasladarse. El portal Infobae publicó que el vuelo de esta mañana partía rumba a Santa Cruz para que la hija y la mujer del dueño de Austral Construcciones subieran a la aeronave para volar a Buenos Aires.

LEA MÁS  Aníbal Fernández desmintió que lo bajaran del palco de la CGT

Las primeras pericias determinaron que al avión se le trabó una válvula del tren de aterrizaje y los especialistas coinciden en que no hay antecedentes de este tipo de fallas en aviones similares. Por eso,  la Junta de Aviación de la Fuerza Aérea trabaja bajo la hipótesis de un atentado.

La aeronave quedó bajo el resguardo de la Gendarmería Nacional, hecho que llamó la atención de los operadores que trabajan todos los días en San Fernando, ya que cuando suceden incidentes de estas características la fuerza que toma el control de la escena es la Policía de Seguridad Aeroportuaria.

LEA MÁS  ¿Te animas? El test de inteligencia que pocos superan

 

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Más causas: AFIP investiga a Milagro Sala por una multimillonaria evasión

La Tupac Amaru se habría “apropiado” de esos recursos que debían asignarse en la construcción de unas 1.800 viviendas del Programa de Integración Sociocomunitaria

http://www.nexofin.com/archivos/2017/03/sala-1.jpg

Confirman el procesamiento de César Milani por secuestro y torturas

http://www.nexofin.com/archivos/2017/03/milani-1.jpg

Así lo resolvió el juez federal de La Rioja Daniel Herrera Piedrabuena, en el marco de la causa Olivera. El magistrado, además, le trabó un embargo por un millón de pesos