Crimen del country

“Basta papá. No le pegués más a mi mamá”, suplicaba un hijo de Farré

Las dos empleadas que trabajaron para la familia coincidieron en que el empresario era una persona violenta, que siempre las trataba mal y que esos maltratos incluían a su esposa

Farre

Una súplica no corriente para un niño es la que habría emitido uno de los hijos de Claudia Schaefer, y estaba dirigida a su padre, Fernando Farré, quien le apoyaba una rodilla en la base del cuello a su madre. “Basta papá. No le pegues más a mamá”, rogó el pequeño.

El dato es parte del testimonio de María, la empleada doméstica que trabajaba en la casa del matrimonio Schaefer-Farré. Se escuchó en una de las últimas agresiones de parte del empresario a su esposa, previo a asesinarla, y corresponde a la denuncia que Schaefer realizó el 2 de agosto pasado en la Oficina de Violencia de Género de la Corte de Suprema de Justicia (OVD).

Las dos empleadas que trabajaron para la familia coincidieron en que Farré era una persona violenta, que siempre las trataba mal y que esos maltratos incluían a su esposa.

Ambas aseveraron que presenciaron varias discusiones y que algunas incluyeron agresiones de parte de Farré a Schaefer. Por lo que el ataque denunciado el 2 de agosto no fue la única agresión que sufrió la mujer, sino que hubo más.

A partir de la reconstrucción de cómo era la convivencia del matrimonio que hicieron las empleadas domésticas, la Justicia habría determinado que Schaefer era una mujer golpeada. Dichos ataques terminaron con Schaefer asesinada de doce puñaladas en el country Martindale y con su esposo detenido y acusado por el homicidio ocurrido el pasado 21 de agosto.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Escándalo: advierten que la Legislatura “blanqueó la coima” en la industria farmacéutica

El Sindicato de los Agentes de Propaganda Médica de la República Argentina afirmó que el proyecto habilita los sobornos a médicos por parte de los laboratorios, reunidos en la Cámara Industrial de Laboratorios Farmacéuticos Argentinos (CILFA)