Curiosidades del Fútbol

El “gaucho de Grafenhausen”, la historia del argentino que es ídolo en un pueblito alemán

Alejandro Villanueva llegó a Kappel-Grafenhausen y en poco más de un año se convirtió en ídolo del club local. Cómo pasó de los potreros del sur argentino a ser ídolo de un pequeño pueblo germano

grafenhausen

Por Lautaro Lezcano – @Lautilezcano

Pasó por las inferiores de Pachuca, supo ser pretendido por Boca, pero la vida lo llevó al pequeño poblado de Kappel-Grafenhausen, Alemania, donde en poco más de un año se ganó el cariño de todos los hinchas del SV Grafenhausen.

La historia de este joven apasionado por el fútbol y fanático de Boca comenzó desde muy chico en Comodoro Rivadavia, donde empezó a incursionar en el arco, mientras sus hermanos mayores le pateaban tiros libres.

Villanueva o el “Gaucho de Grafenhausen”, como le dicen en Alemania, vistió la camiseta de las inferiores del Pachuca de México y hasta fue pretendido por Boca.

“Yo viví en Bariloche  y jugué en la Liga barilochense, después se dio la oportunidad de que mi familia se viniera a México y ahí me mude y empecé a jugar en el Pachuca”, recuerda el joven de 23 años en diálogo con Nexofin. 

“Atajaba bien, me destacaba y un día fuimos a jugar con la filial de Boca y yo soy fanático de Boca. Me ofrecieron una beca para irme a Buenos Aires a jugar fútbol a Boca porque me habían visto y les había gustado como atajaba. Yo tenía 15 años, era menor de edad y mi viejo no me dejo irme porque no quería que me vaya sólo a una ciudad tan grande como Buenos Aires, le daba miedo de que me pase algo y bueno …” , agregó el joven.

Tiempo después Villanueva se mudó a la ciudad de Colima, donde conoció ana chica alemana con la que comparte una hija llamada Amalia Gabriela Villanueva

El joven tuvo que tomar la decisión de irse a vivir a Grafenhausen para poder estar junto a su esposa y su pequeña niña. “Viaje desde Buenos Aires hasta Estrasburgo porque me daba miedo la aduana alemana, ya había estado dos veces ahí y son muy jodidos”, cuenta el “Gaucho”.

“Después de que me dieron el permiso para quedarme, empecé a buscar trabajo y encontré en una empresa que se llama Janoschka. Paralelo a eso empecé a jugar al fútbol en Grafenhausen, acá dicen que soy el gaucho de Grafenhausen”, afirmó Villanueva, quien es muy querido por la gente del lugar.

Grafenhausen

“Acá soy el raro, el nuevo, ya que no hay argentinos por la zona. Soy el argentino apasionado, que el año pasado que cuando tuvo que pegar para defender a mis compañeros pegué. Yo tengo ese temperamento y por eso acá soy un referente”, aseguró el Gaucho, quien luego agregó: “Acá no se estila mucho de los golpes, es diferente a allá, acá eso esta mal visto por eso cuando el árbitro cobra mal y yo salgo corriendo a quejarme mis compañeros me agarran de la camiseta”.

El fuerte temperamento de este joven arquero no es casualidad, ya que su padre a quien considera una de las personas más importantes en su vida lo crió con esos valores.

“Mi viejo estuvo en Malvinas y de él aprendí lo que es hacerse respetar, saber poner límites, lo que es exigirse y lo que es decir hasta acá llego con lo que tengo o con lo que quiero hacer, y si yo estoy hasta acá remándola es por mi hija y por los valores que me inculcó mi viejo”.

Villanueva consiguió el ascenso con el  SV Grafenhausen a la Kreisliga A y desde ese entonces se ganó el cariño de la hinchada y de todo el pueblo que lo reconoce y lo saluda cuando camina por las calles del lugar.

Gaucho 2

Fanático de Boca, el “Gaucho” asegura que no se pierde ni un partido del xeneize y hasta sueña con algún día ponerse la azul y oro. “A Boca lo sigo siempre, más allá de las diferencias horarias, lloro, sufro, todo. Mi sueño es poder jugar en Boca, tengo 23 años y siento que se me pasó el tren pero las esperanzas siguen intactas”.

Gaucho

Extraña lo alfajores, a su familia y las costumbres argentinas, sin embargo su mote de celebridad en Grafenhausen le sienta bien y espera vivir allí muchos años más.

“Extraño un montón los alfajores, los Tatín y los Guaymallen, y extraño mucho las amistades, pero acá me tratan bien soy muy querido y me hacen sentir como en casa”, concluyó.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Difunden polémico audio donde un secretario judicial de Ercolini maltrata a un policía

El audio de un secretario del juzgado de Julián Ercolini, que, enojado porque lo despertaron a las 2 de la mañana, se desentiende de su labor, se viralizó en medio de los reclamos de la justicia por la nueva ley de Flagrancia

Graves Incidentes en Almagro y Atlético Paraná: Franco Quiróz recibió un balazo de goma en la cabeza

La barra local intentó agredir a un grupo de dirigentes del equipo visitante y la policía reprimió; el futbolista Franco Quiróz, que se había acercado a tranquilizar a la barra, sufrió un impacto en la cabeza; está fuera de peligro