Industria

La fábrica que fue orgullo del país, hoy languidece

La actividad de Fadea es mínima y no se hacen trabajos para el exterior. El gremio asegura que no se necesitan más de 60 personas para lo que se está haciendo

fadea

En 1952 el IAME, hoy Fábrica Argentina de Aviones (Fadea), ocupaba a unos 11.000 empleados (lo que es hoy el personal de todas las automotrices instaladas en el país). Producía por entonces aviones, motos Puma, autos (el Justicialista Sport y el Institec), lanchas y tractores. En la actualidad ocupa sólo a 1700 personas, y su actividad se encuentra reducida al mínimo pese a los anuncios realizados por el Gobierno nacional cuando fue reestatizada, en 2009.

En ese año, la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, equiparó la decisión a la estatización de Aerolíneas Argentinas y de la jubilación privada.

La operación costó $ 110 millones. Además, de ahí en más, entre capital de trabajo y sueldos, el Estado gasta unos US$ 70 millones anuales por la firma, según lo publicado por el diario La Nación.

Fernando Forbes, integrante de la comisión directiva de la Asociación del Personal Técnico Aeronáutico (Apta) en Fadea, informó: “La conducción está en manos de quienes no tienen ni la formación ni el entendimiento necesario para hacer que funcione”.

Por su parte, Gabriel Morcelli, secretario general de Apta Córdoba, le indicó al matutino mencionado que “la política está por encima de la industria” y entonces las empresas no funcionan. “Nos vamos degradando día a día”, aseveró.

La situación es preocupante, ya que la actividad es mínima y no se hacen trabajos para el exterior. El gremio asegura  que no se necesitan más de 60 personas para lo que se está haciendo.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Encontraron “cientos de miles de pesos” en el Instituto donde abusaban a nenes hipoacúsicos

El fiscal Fabricio Sidoti busca elementos probatorios de las denuncias de abuso sexual infantil de nenes entre 10 y 12 años en el instituto mendocino

Cristina Kirchner llamó a “sustituir dirigientes” y advirtió: “Ninguno de nosotros es imprescindible”

La ex presidente fue distinguida con un doctorado honoris causa por la Universidad de Lanús en el marco de la Jornada Nacional de Salud