Polémica

Un fiscal considera que exigirle a la pareja de un preso que no le suministre droga es “inhumano”

Javier de Luca afirma que "es inhumano exigir una conducta diferente al cónyuge del adicto que intenta ingresar estupefacientes para su pareja"

javier-deluca

El fiscal Javier de Luca, quien es vocal titular de la agrupación kirchnerista Justicia Legítima, solicitó el sobreseimiento de Analía Verónica Gómez, acusada de ingresar con 28 cigarrillos de marihuana a una cárcel para dárselos a su concubino que está preso.

De Luca indicó que “es inhumano exigir una conducta diferente al cónyuge del adicto que intenta ingresar estupefacientes para su pareja”.

Los hechos ocurrieron el 7 de octubre de 2012, durante una visita a los internos de un penal de San Juan, según lo publicado por el portal Infobae.

Gómez, embarazada de 7 meses, concurrió a la prisión para visitar a su concubino, Raúl Montaña. Al ser requisada, el personal del Servicio Penitenciario Provincial halló en su vagina un envoltorio de nylon con 28 cigarrillos de marihuana y una pastilla del fármaco diazepam, de la marca Valium.

Antes que el expediente llegara a De Luca, la discusión en torno a la calificación del hecho fue resuelta por la Cámara Federal de Mendoza, que la acusó sólo de tenencia simple, un delito excarcelable que tiene una pena de 1 a 6 años de prisión.

De todos modos, para De Luca ni siquiera la mera tenencia es reprochable. “Las circunstancias que rodearon al hecho permitirían afirmar que nos encontramos frente a una causa de justificación o un supuesto de inculpabilidad”, aseguró el fiscal en su dictamen.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Se conocen detalles del plan de Javier González Fraga en el Banco Nación

El protagonista recibió este lunes un llamado de uno de los vice jefes de Gabinete, Mario Quintana

http://www.nexofin.com/archivos/2017/01/fraga.jpg

Acto por Nisman: más críticas al kirchnerismo y se valoró la reapertura de la causa

http://www.nexofin.com/archivos/2017/01/nisman-3.jpg

El homenaje, al que asistieron más de mil personas, duró algo menos de una hora y tuvo nutrida presencia del Gobierno