Salud

Cómo mantener una espalda sana

Estos inconvenientes no sólo causan molestia, también provocan irritabilidad, dolor de cabeza, problemas digestivos, cansancio, dolores musculares y otras afecciones. Recomendaciones para evitarlos

dolor-espalda

Resultan cada vez más comunes los problemas de espalda, debido en buena medida al uso de la computadora. De esta forma, pasar 8 horas frente a un computador dejó de ser un problema escaso, para ser un problema que hoy en día sufren millones de personas en edad laboral, así como también los niños.

Estos inconvenientes no sólo causan molestia, también provocan irritabilidad, dolor de cabeza, problemas digestivos, cansancio, dolores musculares y otras afecciones.

No obstante, es posible reducir los inconvenientes del dolor de espalda siguiendo algunas recomendaciones que nos permitan evitar la asistencia de un profesional, según lo publicado por el sitio About.

LEA MÁS  ¿Por qué cada vez hay más alergia al polen?

– Uso de la pantalla a la altura de los ojos

Al trabajar en la computadora, pasamos muchas horas inclinando la cabeza hacia abajo y tensando los músculos del cuello. Una forma de evitar esta postura es elevando la posición del monitor a la altura de los ojos. Lo mismo puede costar trabajo al principio, pero conforme te acostumbres, notarás que te cansás menos.

– Abrir el pecho regularmente

Solemos oprimir el pecho por varias horas, por lo que se recomienda estirar los hombros hacia atrás y mantenerlos ahí por unos segundos. Respira despacio y levanta tu cabeza para enderezar la columna. La postura mejora al hacer estos ejercicios tanto como te sea posible.

LEA MÁS  Las diez dudas de belleza más buscadas

– Gira tu cuello

Hazlo cuando cambies de posición. Te ayudará a asumir la posición menos dañina y a descargar la presión de una mala postura que hubieras asumido anteriormente.

– Duerme con una almohada pequeña

El problema de muchas almohadas ortopédicas es que restringen el movimiento del cuerpo a una posición, y si cambiás de posición durante la noche, se vuelven incómodas.

LEA MÁS  Consejos para llevar una alimentación equilibrada en Semana Santa

La mejor opción es tener una almohada pequeña pero firme, de tal forma que puedas colocarla bajo la nuca para dar soporte y que permita cambiar la posición sin que se doble el cuello.

– Enderézate al caminar

Debes caminar de forma que tus orejas estén a la altura de tus hombros. Si nos obligamos a caminar derechos nos vamos a deshacer de estos problemas.

Le podés pedir a alguien que te ayude las primeras veces, y después podrás reconocer vos mismo la postura errónea.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO