Selección Argentina

Sin Messi ni Tevez, Argentina goleó a Bolivia en su último encuentro antes de la Copa América

Le ganó 5 a 0 con dos goles Di María y tres del Kun Agüero

n_1433637155

El ensayo para el gran acto salió perfecto. Todos los actores lucieron, todos los movimientos salieron bien coordinados, el equipo mostró la idea que plantea su director técnico y el resultado fue una lógica consecuencia de lo hecho en el trámite de juego. Fue aplastante el dominio de Argentina ante Bolivia. Con un Agüero enchufadísimo y picante en los metros finales, con un gran trabajo de Di María y buenas apariciones de Pastore y Banega, la Selección llega a la Copa América con un buen envión,.

Al minuto de juego Argentina estuvo a un centímetro del 1-0. Cortó Gago con presión alta en campo ajeno, pasó por Pastore, trasladó Di María, que cedió a la derecha para Lavezzi. Y el Pocho de primera le metió un pase genial a Agüero de cara al gol. Derechazo seco, cruzado que se estrelló contra el palo.

La Selección siguió asfixiando y todo ocurría cerca del área de Bolivia. A los 6 minutos, lo tuvo Di María. De izquierda a derecha, controló, neganchó ante el marcador y sacó un remate con su pierna menos hábil que sacó el arquero Quiñónez al córner. Y a los 11 otra vez Agüero con una mediavuelta de zurda que salió ancha tras una buena jugada colectiva.

El equipo de Martino jugó con el molde que usará en la Copa América y con la mayoría de los que serán titulares. Obvio, que a este equipo titular les faltan Messi, Mascherano y quizá Tevez, ausentes por la final de la Champions. Pero serán cuatro atrás, con Zabaleta en lugar de Roncaglia, que entró por la lesión del lateral del Manchester City, Garay, Otamendi en la zaga y Rojo por izquierda. En el medio fue Gago el más retrasado, con Banega a su derecha y Pastore, más suelto flotando a su izquierda. Arriba, Lavezzi-Agüero-Di María.

La única mancha del primer tiempo fue la lesión de Sergio Romero en el hombro izquierdo que lo obligó a dejar la cancha. El Patón Guzmán ingresó en su lugar para la segunda mitad.

Pero siguió el dominio absoluto de la Selección. A su antojo llegaba a las narices de la defensa boliviana. Agüero armó un golazo, con gambeta y definición perfecta de zurda, que lo deja como el número puesto para arrancar como centroatacante en la Copa América. Ese puesto que le faltaba a Martino, con la actuación del Kun parece tener dueño.

Si hasta le cedió el penal a Di María, para equiparar un poco el cartel de figura, y Angelito metió el 5-0 desde los doce pasos.

Pudo haber más goles. Entró Gonzalo Higuaín y buscó el suyo. Pero la historia ya estaba escrita desde el minuto uno. A una semana del debut en la Copa América, la Argentina armó un festival: ante un rival que no es medida, es cierto, pero con con una idea ofensiva y varias actuaciones individuales que lo hacen empezar a soñar con un buen andar en Chile.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Macri y su equipo culmina su “retiro espiritual” con muchos objetivos para 2017

La reunión en el complejo turístico de Chapadmalal que termina hoy al mediodía cierra con una cantidad numerosa de objetivos para el próximo año

Cuál fue la ausencia más notoria del retiro en Chapadmalal

La reunión en la costa marplatense contrasta con la modalidad implementada durante el kirhcnerismo, donde no eran habituales las reuniones de Gabinete