Inseguridad

Amenazan con decapitar a un sobrino del Papa Francisco

Se trata de Walter Sívori, el párroco de la ciudad de Villa Elisa, en La Plata. En numerosos llamados, la intimidación también se extendió al Sumo Pontífice

Papa-Francisco1

El sobrino del papa Francisco denunció haber recibido en las últimas horas llamados telefónicos de parte de un hombre que amenaza con “decapitarlo” a él o a su tío. Se trata de Walter Sívori, el párroco de la ciudad de Villa Elisa, en el partido de La Plata. 

Ante las denuncias, la Justicia Platense inició la investigación pertinente, además de preveerle al sacerdote la custodia policial que había solicitado.

Lamentablemente, son muchos los párrocos que a menudo advierten de este tipo de situaciones. Sin embargo, en este caso gozó de mayor resonancia debido a que la advertencia de muerte llegó hasta el Vaticano.

De hecho, también se supo que el padre Walter, titular de la Parroquia “Nuestra Señora de los Milagros”, denunció las amenazas sólo después de que consideró que éstas comenzaban a tornarse más peligrosas y luego de que involucrasen al Sumo Pontífice.

Según contó, Francisco “desestimó esas amenazas, porque está acostumbrado”. “Es entendible: a cualquier turista en el Vaticano le cuentan que, por seguridad, Bergoglio jamás permanece solo. Hizo cosas en la Iglesia que pueden molestar a más de uno”, indicó Sívori.

“Deben ser pibes del barrio, los mismos que el año pasado se metieron a romper todo, y que acá los conoce todo el mundo”, indicó un vecino, dueño de un local de comidas. agregó. Y concluyó: “Si el cura no cuenta más nada es por miedo a que le prendan fuego la Iglesia. Y son capaces, porque ya incendiaron una escuela…”.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

En vivo: los reyes de España reciben a Macri en el Palacio Real

Es la primera actividad oficial del Presidente. Hace 600 días que ese país no recibe a un jefe de Estado en una visita oficial

http://www.nexofin.com/archivos/2017/02/espaa.jpg

Empresario a la fuerza: Hugo Moyano fue a OCA y desalojó al dueño de la empresa

http://www.nexofin.com/archivos/2017/02/moyano.jpg

Por orden judicial, la policía buscaba información desde la mañana acerca de quién estaba manejando la compañía. Más tarde, llegó el ex camionero y lo obligó a irse