Política General

Río Negro: dos obras millonarias esperan la inauguración de la Presidenta para empezar a funcionar

Operarios y estudiantes esperan que los edificios de una planta de tratamiento de residuos en Bariloche y una sede de la Universidad de la provincia se inauguren para poder darle uso a las millonarias obras públicas

Senador-Miguel-Pichetto

Las millonarias obras públicas están terminadas, pero esperan en silencio a que Cristina Fernández se haga un lugar en su agenda para empezar a trabajar.

Una de ellas, en Bariloche, es una planta de tratamiento de residuos que fue anunciada y postergada a lo largo de toda la década, con un presupuesto de 75 millones de pesos financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

La otra es la puesta en marcha de una las sedes más importantes de la Universidad Nacional de Río Negro, que apadrina el senador ultra K, Miguel Pichetto. Su costo, 25 millones de pesos.

Según informó Clarín, lo único que esperan en Río Negro para hacer funcionar los establecimientos (terminados hace meses) es que la Presidenta corte la cinta con sus propias manos, ya que su presencia reforzaría la figura de Pichetto, candidato a gobernador para el próximo 14 de junio.

El actual gobernador, Alberto Weretilneck, viene inaugurando desde principio de año obras públicas en los municipios rionegrinos con los recursos que recibió la provincia por la renovación de los acuerdos petroleros en diciembre de 2014. Pichetto espera que estas obras levanten su perfil.

Mientras tanto, en Bariloche ya hay operarios “entrenando” para cuando la planta sea prendida oficialmente y puedan, por fin, empezar a procesar grandes cantidades de desperdicio que en la actualidad son quemados o bien depositados en los alrededores del vertedero.

El caso de la sede de la UNRN es similar. El edificio se encuentra terminado y, según cuentan los empleados de la universidad, sólo hace falta pasar un trapo y la escoba para quitar el polvo. Pero Pichetto se opuso a las autoridades de la institución: el senador está obsesionado con la idea de que la mandataria baje hasta el Alto Valle a dar su bendición. En este edificio de 2.135 metros cuadrados, que perteneció a una tradicional ex bodega llamada “Valle Fértil”, se dictarán las carreras de Licenciatura en Geología, Licenciatura en Paleontología, Diseño de Interiores y Mobiliario, entre otras.

Si Cristina Fernández se niega a visitar la Patagonia, Martini espera que, por lo menos, lidere las ceremonias por teleconferencia.

COMPARTIR

REALICE UN COMENTARIO

Escándalo: advierten que la Legislatura “blanqueó la coima” en la industria farmacéutica

El Sindicato de los Agentes de Propaganda Médica de la República Argentina afirmó que el proyecto habilita los sobornos a médicos por parte de los laboratorios, reunidos en la Cámara Industrial de Laboratorios Farmacéuticos Argentinos (CILFA)