Policiales

España: buscaron simular que la argentina desaparecida se había ido de viaje

La familia de la víctima recibió extraños mensajes vía WhatsApp en los que, supuestamente, ella explicaba que se iría al extranjero y que no se iba a comunicar con ellos hasta su retorno a Madrid

lunes 20 de abril de 2015 - 7:42 am

El supuesto asesino serial que descuartizó a la argentina Adriana Gioiosa, de 55 años, en Majadahonda, una localidad de las afueras de Madrid, buscó ocultar el crimen a través de mensajes falsos dirigidos a la familia de la mujer, en los que ella presuntamente les contaba que se iba de viaje y que por eso no la podrían ubicar por un tiempo.
[pullquote position=”right”]España: buscaron simular que la argentina desaparecida se había ido de viaje[/pullquote]

Desde que emigró, Adriana siempre había estado en contacto con sus familiares argentinos. Además, los había visitado meses atrás y después volvió a España. Al poco tiempo, la familia recibió extraños mensajes vía WhatsApp en los que ella explicaba que se iría al extranjero y que no se iba a comunicar con ellos hasta su retorno a Madrid.

LEA MÁS  Los resultados de la autopsia al joven muerto en una plaza de Palermo

Pero la víctima no les había anticipado a sus familiares ningún objetivo de viajar, por lo que los textos les resultaron sospechosos.

Por tal motivo, un hermano de Adriana viajó a la capital española para averiguar qué estaba sucediendo. Finalmente, éste se presentó ante la Guardia Civil el 6 de abril pasado y ahí comenzó la investigación.

El celular de Adriana había dejado de funcionar un día antes de la denuncia, el 5 de abril. Una pista que investiga la Guardia Civil es que el presunto asesino colocó el teléfono en el equipaje de una persona que viajaba a Barcelona, con la meta de desorientar a los investigadores.

LEA MÁS  Balearon la casa de un policía que investigó a Los Monos

La Guardia Civil encontró un video de seguridad en el que se observa al presunto asesino, que está en la cárcel, dejar una carta en la hamburguesería Burger King de Majadahonda, donde trabajaba Gioiosa. En la misiva, la víctima se despedía de sus compañeros e informaba que se marchaba a Barcelona. El video es de una fecha posterior la desaparición de Adriana.

La argentina alquilaba un pequeño piso en la localidad de Majadahonda. El dueño de éste, quien es el principal sospechoso de la muerte de la mujer, es un español de 32 años, con antecedentes psiquiátricos y que estuvo internado en un establecimiento especializado. Además, del caso de Adriana se investigan otras posibles agresiones, ya que los investigadores creen estar ante la presencia de un asesino en serie.

LEA MÁS  Renunció a su cargo el abogado del Pity Álvarez

Una tía del casero desapareció misteriosamente. El detenido declaró a la Policía que la misma padecía mal de Alzheimer y que la había internado de una residencia en Madrid. Pero ni en los geriátricos ni en el Registro de Fallecidos figura una mujer con ese nombre.

Además, se apunta a entrevistar a las tres inquilinas anteriores del piso en cuestión, todas mujeres extranjeras, sobre todo a la que precedió a Gioiosa. No obstante, hasta ahora, no se pudo encontrar indicios del paradero de ninguna de las tres.

COMENTARIOS